31 de marzo de 2020
29 de septiembre de 2008

Costas decide mantener el deslinde del periodo franquista para la playa de Las Teresitas, en Tenerife

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 29 Sep. (EUROPA PRESS) -

El deslinde realizado por la Dirección General de Costas en Las Teresitas en Santa Cruz de Tenerife mantiene como zona de dominio público terrestre el trazado realizado en 1961 bajo el mandato de Francisco Franco, ampliando tan sólo en la vaguada trasera de la zona de la Cruz Roja, tomando el muro de la playa tinerfeña como corte de referencia.

El documento, actualmente en exposición pública, ha justificado esta decisión, tomando como referencia las fotos de 1973, y dejando atrás la consideración legal establecida en la Ley de 1988 que ha señalado, por ejemplo, que hay que tomar en cuenta "todos los datos históricos", refiriéndose en este caso tan sólo a los últimos 25 años, obviando por ejemplo, los datos aportados cartográficamente incluso desde 1950.

"La zona de estudio corresponde a una playa ubicada al pie de una zona montañosa y que fue modificada en la década de los setenta, tanto en su morfología (ancho de la playa) como en sus características sedimentológicas".

La ley apunta que los estudios para las delimitaciones han de incluir "la zona marítimo-terrestre o espacio comprendido entre la línea de bajamar escorada o máxima viva equinoccial, y el límite hasta donde alcanzan las olas en los mayores temporales conocidos o, cuando lo supere, el de la línea de pleamar máxima viva equinoccial".

El estudio actualmente recoge, no obstante, "Del estudio del histograma de frecuencias se desprende que las alturas de ola significantes más abundantes en esta playa son las comprendidas entre 0-0,5 m. Las olas mayores de 3 metros suelen producirse en momentos de temporal. La dinámica litoral está impedida está impedida por el espigón construido en el año 1973, de tal modo que el oleaje no alcanza las alturas que se registran de forma natural en las playas adyacentes".

Justifica además la no inclusión de la zona donde actualmente se levanta el aparcamiento -denunciado por la Fiscalía-- por ser una zona antropizada, a pesar de que en este punto, cada vez que viene mar de fondo suele inundarse, tal y como vivieron los dueños del campo de fútbol de San Andrés en más de una ocasión.

No sucede lo mismo con el lado oriental de la playa, en donde, según el documento "está demostrado que entra el agua y su caracter de terreno ganado al mar, así como la perpendicularidad de los terrenos del acantilado".

Si en 2006, la propuesta pasaba por recuperar toda la trasera de la playa, incluyendo los aparcamientos y las zonas donde están los laureles de indias, así como los antiguos puestos de vigía, durante la II Guerra Mundial, ahora, pasan a ser terrenos privados, no públicos, argumentando que las características de un suelo con sedimentos es fruto de las excavaciones.

La LEY

Para los vecinos y colectivos en defensa del litoral de Las Teresitas, el nuevo deslinde obedece a los intereses del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife que 'impugnó' la propuesta de 2006, en contra de la ley. Recuerdan que el texto de 1988 describe, claramente que "por encima de los intereses contrapuestos que confluyen en muchas ocasiones sobre el dominio público marítimo-terrestre, un doble propósito se alza como la idea cardinal de esta Ley: garantizar su carácter público y conservar sus características naturales conciliando las exigencias de desarrollo con los imperativos de protección, y derogando cuantas normas legales se opongan a dicho propósito`".