31 de marzo de 2020
17 de marzo de 2008

El número de menores extranjeros en los centros de Canarias se multiplica por cinco desde el 2005

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 17 Mar. (EUROPA PRESS) -

El número de menores extranjeros en los centros del archipiélago canario se multiplica por cinco desde el 2005. Sólo los dos primeros meses del año, un total de 102 menores extranjeros no acompañados han llegado a las islas a bordo de cayucos o pateras, a los que hay que sumar el grupo de 11 que llegaron el pasado fin de semana, según informó hoy el Gobierno de Canarias en una nota.

En la actualidad, los centros ubicados en Canarias acogen a un total de 1.073 chicos, 280 en centros gestionados por los Cabildos insulares (79, en Gran Canaria; 101 en Tenerife; 33 en Lanzarote; 23 en Fuerteventura; 24 en La Palma; 15 en La Gomera y 5 en El Hierro), y 672 gestionados en los Dispositivos de Emergencia para la Atención de Menores Extranjeros No Acompañados (DEAMENAC) ubicados en Tenerife y Gran Canaria.

En los últimos años, la cifra de menores extranjeros no acompañados que llegan a las Islas en cayucos o pateras no ha dejado de aumentar. De hecho, si a finales de 2005, los menores acogidos en los centros del Archipiélago eran 211, esta cifra ha ido aumentando de forma continuada pasando a los 697 acogidos en diciembre de 2006, que aumentó hasta los 935 en diciembre de 2007.

CRITICAS AL GOBIERNO CENTRAL

"La previsión es que el número de chicos que continúan jugándose la vida a bordo de un cayuco o de una patera para lograr una vida mejor para ellos y sus familias, siga incrementándose especialmente durante los próximos meses con la mejora de las condiciones del mar", afirmó la consejera de Bienestar Social, Juventud y Vivienda del Gobierno de Canarias, Inés Rojas.

"Mientras esta situación continúa agravándose, el Estado no ha hecho ningún gesto para colaborar con las Islas". Según Rojas, en el verano de 2006, ante la importante llegada de menores extranjeros el Gobierno canario actuó de forma corresponsable con los Cabildos poniendo en marcha diversos dispositivos de emergencia para la atención de estos chicos.

La consejera afirmó que el Estado se comprometió en septiembre de 2006, con el Gobierno canario a trasladar a un grupo de menores hasta otras comunidades autónomas, con el fin de que, en los centros de Canarias, no acogieran a más de 300. Este compromiso originó que 407 chicos hayan sido trasladados, con pérdida de tutela por parte del Gobierno canario, a diferentes comunidades autónomas.

De forma paralela, el Gobierno autónomo inició una serie de contactos con diversas instituciones europeas con el fin de dar a conocer la situación de estos niños africanos y, ante la situación de oídos sordos del Gobierno central, estableció una serie de contactos, de forma directa, con diferentes entidades sin ánimo de lucro ubicadas en distintas comunidades autónomas.

El Gobierno canario ha trasladado ya a centros ubicados en la península a un total de 120 chicos, 45 en la Fundación Armenteros, en Salamanca; 12 en el piso gestionado por la entidad La Calle, en Madrid; otros 10 en un hogar de la entidad ACCEM, en Segovia; 18 en León en un hogar gestionado por la Asociación Hechos, entidad que gestiona otro hogar en Burgos, que acoge a su vez a un grupo de 10 menores; la entidad Mas Pons, en Barcelona, acoge a otro menor; y, por último, la Fundación Insert que gestiona dos centros en Valladolid y Murcia, atiende a 10 y 14 chicos, respectivamente.