26 de noviembre de 2020
4 de noviembre de 2006

Ya funcionan los nuevos semáforos de control de velocidad en Antigua

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 4 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Cabildo de Fuerteventura, Mario Cabrera, su consejero de Infraestructuras y Ordenación del Territorio, Jesús de León, y el alcalde de Antigua, Juan Cazorla, presentaron los nuevos semáforos de control de velocidad que se han instalado a ambos lados de la travesía que discurre por el interior de de la población.

Antigua se convierte en la segunda localidad majorera en contar con este tipo de servicio, después de que se pusiera en marcha por primera en Tuineje donde, tras un mes de funcionamiento, "el dispositivo ha demostrado que contribuye a incrementar notablemente la seguridad de peatones y vehículos en aquellas poblaciones por cuyo interior discurren travesías", dijo Jesús de León, pues obliga a detenerse a los vehículos que lleguen a más de 50 kilómetros por hora de velocidad.

De León explicó como este proyecto, incluido en un plan de mejora de la señalización de las carreteras, "supone una paso más en las actuaciones de reasfaltado y de dotación de arcenes que llevamos acometiendo desde el principio del mandato, ya que el sistema ejerce un control directo en la velocidad de los vehículos, además de regular en todo momento quien tiene la prioridad, si el vehículo o el peatón".

De León adelantó la instalación en fechas próximas de este mismo sistema en Tiscamanita y Casillas del Ángel.

El sistema de control de velocidad comienza a 150 metros del semáforo, donde un sensor instalado a ras de asfalto detecta la velocidad que lleva cada vehículo a su entrada en la travesía. Un segundo sensor, situado a 50 metros, es el que mide la velocidad 100 metros después para calcular si la reducción de la velocidad ha sido la adecuada, en cuyo caso mantendrá el semáforo en ámbar con prioridad para el vehículo, siempre que no supere los 50 kilómetros por hora. Si los supera, pondrá en rojo en semáforo.

Del mismo modo, el semáforo dispone de un pulsador que pueden activar los peatones cuando deseen cruzar la calzada, para que el dispositivo cierre el semáforo y les conceda el paso.

Los representantes del Cabildo también hicieron entrega al alcalde de la llave con la que la Policía Local de Antigua podrá controlar el ordenador del semáforo en aquellas situaciones que requieran de la modificación del discurrir del tráfico.