26 de agosto de 2019
  • Domingo, 25 de Agosto
  • Sábado, 24 de Agosto
  • 10 de octubre de 2014

    Adjudicados por 1,5 millones de euros tres actuaciones para incrementar la seguridad vial de las carreteras riojanas

    Éstas son el refuerzo del firme de la LR-200, la mejora de la travesía de Uruñuela y la instalación de reductores de velocidad

    LOGROÑO, 10 Oct. (EUROPA PRESS) -

    La Consejería de Obras Públicas, Política Local y Territorial ha adjudicado por 1.575.329 euros tres actuaciones que pretenden incrementar la seguridad vial en las carreteras de la comunidad autónoma.

    Se trata del refuerzo del firme de la LR-200 y mejoras puntuales en las travesías de Leiva, Tormantos, Herramélluri, Ochánduri, Cuzcurrita y Tirgo (802.945 euros); la urbanización de la travesía de Uruñuela en la LR-509 (468.746 euros) y, por último, la instalación de reductores de velocidad en 16 municipios (303.638 euros). Las tres adjudicaciones se publican este viernes en el Boletín Oficial de La Rioja (BOR).

    En primer lugar, el refuerzo del asfalto en la LR-200 tiene por objeto aumentar la seguridad vial en esta vía que facilita la comunicación de la comarca de Haro con Burgos, a lo largo de 6,5 km, así como en los tramos que atraviesan los cascos urbanos de estos seis municipios riojanos.

    El proyecto contempla la reparación del firme y la renovación de la señalización horizontal y vertical y las marcas viales, junto con la mejora del balizamiento en las travesías de Tormantos y Leiva (LR-200); Herramélluri (LR-200 y LR-201) y Ochánduri, Cuzcurrita y Tirgo (LR-201).

    URBANIZACIÓN DE LA TRAVESÍA DE URUÑUELA

    La urbanización de la travesía de Uruñuela en la LR-509 pretende regular la circulación de los vehículos que atraviesan el casco urbano de esta localidad y proteger a los viandantes que frecuentan habitualmente esta zona.

    La actuación afectará a un recorrido de 550 metros. En un primer tramo está prevista la demolición de tres edificios en ruina para ampliar la visibilidad y la anchura de la calzada, además de acondicionar una pequeña plaza. En el segundo tramo se pavimentarán las aceras y se retranqueará un pequeño muro de hormigón armado.

    Asimismo, se ampliará el pontón sobre el río Yalde para permitir el paso simultáneo de los vehículos que circulan en sentido contrario (hasta ahora sólo es posible el paso alternativo) y se construirán aceras. Por último, se renovará el asfalto de la travesía.

    Estos trabajos servirán para canalizar la red de drenaje de agua y sumideros y se repondrán las acequias. Por último, se dará uniformidad a todo el recorrido con los elementos propios de este tipo de vías urbanas, caso del alumbrado público, el mobiliario urbano y la señalización horizontal y vertical.

    REDUCTORES DE VELOCIDAD

    Por último, Obras Públicas tiene previsto instalar 46 reductores de velocidad y 31 pasos peatonales elevados en las travesías de 16 municipios riojanos a lo largo del presente ejercicio con el objetivo de incrementar la seguridad vial en estos tramos urbanos de la red autonómica de carreteras.

    Las travesías en las que se actuará en esta campaña corresponden a los municipios de Arenzana de Abajo, Azofra, Casalarreina, Corera, Foncea, Gimileo, Manjares, El Rasillo de Cameros, El Redal, Sojuela, Sorzano, Soto de Cameros, Tudelilla, Ventosa, Villaseca y Villar de Torre.

    Los reductores de velocidad y los pasos de peatones elevados resultan instrumentos de especial eficacia para reducir la velocidad de los vehículos que atraviesan los cascos urbanos de los municipios y, con ello, reducir el peligro de sufrir un accidente en estas zonas muy frecuentadas por vecinos y visitantes.