29 de septiembre de 2020
7 de agosto de 2020

El comercio riojano respondió "plenamente" a las necesidades de sus clientes aunque "con dificultades" en la desescalada

LOGROÑO, 7 Ago. (EUROPA PRESS) -

El comercio minorista riojano respondió "plenamente" a las demandas y a las necesidades de sus clientes en su reapertura durante el periodo de la 'desescalada' aunque, eso sí, "con muchas dificultades". Sin embargo, estos datos "no serán suficientes para poder salvar la temporada primavera-verano" que, en el sector del equipamiento de la persona, será "una campaña perdida".

Así se ha expresado este viernes el presidente de FER Comercio, Fernando Cortezón, quien ha dado a conocer los resultados de seguimiento de una encuesta realizada por FER Comercio al sector comercial minorista durante los meses de mayo y junio, coincidiendo con la reapertura de los establecimientos el pasado 11 de mayo.

En concreto, y tal y como ha explicado, FER Comercio realizó una encuesta a 80 comercios y, en su balance, el sector echa de menos más ayudas directas al sector para su reactivación.

La encuesta arroja resultados reveladores "de la dificultad que ha sufrido el sector a causa de la crisis sanitaria del coronavirus", ha afirmado Cortezón a la vez que ha explicado que ésta se desarrolló con un seguimiento semanal y estuvo especialmente dirigida a establecimientos de equipamiento de la persona y del hogar, los subsectores de mayor presencia.

El análisis de la encuesta refleja que un 80% del comercio afirma que las visitas de los clientes se traducían en ventas concretas, ya que el comprador entraba al comercio a buscar un determinado producto. Incluso el 67% detectó mayores ventas en productos de electrodomésticos, decoración, bricolaje, higiene y desinfección y ropa y calzado para estar en casa.

Por su parte, un 50% tuvo que cancelar pedidos a los proveedores y un 33% canceló pedidos de clientes. Lamentablemente, un 10% retrasó su reapertura por problemas de limitación de aforo.

En cuanto a la estrategia comercial, desde FER Comercio afirman que ésta también quedó afectada. Así, según se refleja en la encuesta, el 48% reorientó la estrategia comercial de sus negocios, principalmente con campañas más intensivas y de adaptación a la nueva situación, abriendo canales online, con reducción de precios, publicidad en Internet y ofertando artículos en promoción. Sin embargo, el 52% no consideró un cambio de estrategia comercial.

VENTAS EN OTROS CANALES

En relación con la venta en otros canales no presenciales, la encuesta revela que el 44% no vende a través de canales no presenciales y ni tan siquiera se lo plantea. Pero sí hay una parte importante, un 37% que ha utilizado otros canales de venta. El 19% sí se está planteando desarrollar el comercio electrónico (ecommerce).

Sin embargo, "probablemente por su mayor facilidad de uso e inversión reducida, el 65% dispone de redes sociales", reflexiona el presidente de FER Comercio.

La encuesta de FER Comercio ahondó en las subvenciones y ayudas públicas. En el mes de mayo, se consultó al sector comercial sobre el programa de reimpulso de la actividad del Gobierno de La Rioja. El 63% conocía este plan y el 37% lo desconocía. Entre los que lo conocían, el 44% consideró las ayudas adecuadas y un 37% consideró que eran más convenientes ayudas directas a gastos corrientes o incentivos al consumo. El 19% de los encuestados aseguró que las ayudas adecuadas son las directas. En junio, un 69,2% no había solicitado ninguna ayuda de ADER

BONOS COMERCIO CON LOS AYUNTAMIENTOS

Desde la FER Comercio recuerdan, además que los ayuntamientos junto con la Federación impulsaron la campaña de los bonos de descuento. El 84% participó en las campañas, mientas que el 9% no lo hizo por la tipología de su establecimiento y el 7% estaba ubicado en municipios que no participaban en la campaña.

Una campaña que, según la secretaria de FER Comercio, Adelaida Alútiz, fue muy positiva porque "permitió que el cliente volviera a acudir a la tienda física".

Como ha explicado, la campaña no se desarrollará en el mes de agosto, pero volverá en septiembre, octubre y noviembre. El cien por cien de los bonos "se agotaban a mediados de cada mes". En el caso del Ayuntamiento de Logroño, éste dispuso una partida de 250.000 euros para cinco meses (50.000 euros al mes que se traducen en 5.000 bonos).

También desde la FER se han referido a los avales ICO, una de las primeras ayudas que se pusieron en marcha tras la crisis sanitaria del Covid-19 para ayudar al comercio. En este punto, los resultados arrojan que el 76,2% de los encuestados no solicitó los préstamos del ICO. El 14,3% tuvo problema burocráticos o en la tramitación, mientras que el 9,5% no tuvo ningún problema en su acceso.

Ante estos datos, afirman desde FER Comercio "estos avales no tuvieron el arraigo que se esperaba".

DEMANDAS A LOS ORGANISMOS PÚBLICOS

La encuesta a los comerciantes ha preguntados también sobre las demandas que se hacen a los organismos públicos durante esta crisis. El 27,7% demanda programas de dinamización comercial. El 17% considera importantes los programas de sensibilización hacia el sector. El 14,9 reclama programas formativos para el sector y otro 14,9% ayudas a la digitalización. Un 19,1% requiere información y ayuda sobre normativas, subvenciones, etc.

Por su parte, y sobre los problemas de la falta de movilidad en el comercio riojano que depende en buena medida de las compras de clientes de fuera de nuestra región. Antes de la apertura durante el confinamiento general, el 79% quedó negativamente afectado por la falta de clientes de las comunidades vecinas, especialmente Navarra y País Vasco.

Una vez que se procedió a la reapertura, el 75% comprobó el incremento de las ventas procedentes de compradores de estos territorios.

LOCALES COMERCIALES

Además, Fernando Cortezón ha afirmado que la crisis afecta de diferente manera según el régimen en el que el comerciante dispone de su local. En este punto, y según la encuesta, el 55% de los comerciantes encuestados tenían alquilados los locales y el 35% lo tenían en propiedad. Un 10% señaló que su local mantiene ambos regímenes, propiedad y alquiler.

Por su parte, el 84,6% tuvo la capacidad de negociar con los propietarios el precio. El 7,7% no pudo hacerlo y otro 7,7% no tuvo esa necesidad.

En cuanto a las medidas de seguridad que se debían establecer, la inversión media de los comercios minoristas ha sido de 1.629 euros, especialmente en productos de desinfección y limpieza general de los locales.

A pesar de la gravedad de la situación, los cierres y descenso de ventas, el 87,5% de los encuestados vaticina que de momento tiene intención de mantener el empleo, mientras que el 17,5 tiene intención de reducir su plantilla.

ÍNDICE DEL COMERCIO MINORISTA

Finalmente, tal y como ha anunciado Adelaida Alútiz, según el ICM que publica el Instituto Nacional de Estadística (INE), "el comercio minorista vendió un 3,3% menos que hace un año en la misma fecha".

Por sectores, alimentación refleja una tasa del -1,4% interanual, -22,2% en equipamiento de la persona, del 13,4% en equipamiento del hogar y del 1,7% en otros bienes.

Desde mayo, el crecimiento mensual ha sido paulatino y, por su parte, el comercio online aumenta hasta el 71,2% interanual y ha disminuido ligeramente (un 2%) desde las primeras reaperturas de comercios no esenciales en mayo.

En lo referente al empleo en el sector comercio la tasa anual fue de un -3,7% en España y un -1,8% en La Rioja (disminuyó en todas las Comunidades Autónomas).

Sobre la facturación en el comercio minorista, los índices de ventas, la tasa interanual ha sido en La Rioja de un- 0,1% (media en lo que va de año de -9,2%) frente a un -3,3% (media en lo que va de año de -10,6%) nacional (habiendo en España 14 Comunidades Autónomas con tasa negativa, entre ellas La Rioja, y 5 con tasa positiva).