2 de abril de 2020
11 de diciembre de 2008

AMPL.- La Comunidad niega incumplimientos o irregularidades en la adjudicación de la plaza de Las Ventas

PSOE pide explicaciones al vicepresidente sobre los procesos judiciales abiertos por un empresario que no logró el concurso

MADRID, 11 Dic. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente del Gobierno de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, negó hoy cualquier tipo de "incumplimiento" o "irregularidad" en la ejecución del contrato de adjudicación de la plaza de toros de Las Ventas de 2006, frente a las acusaciones del PSOE respecto a las querellas presentadas por una de las empresas que participó en el concurso.

González respondía así a las preguntas de la portavoz de Presidencia del PSOE, Encarnación Noya, respecto a la imputación judicial del gerente de la plaza, José Pedro González Ballesteros, por presuntas irregularidades en la concesión, derivada de los procesos judiciales abiertos por el empresario Simón Casas, que no logró el último concurso.

"No ha habido ni una sola denuncia por incumplimiento del contrato, no vengan a aprovechar el tirón", pidió González en la Asamblea de Madrid a la bancada socialista. "Aquí no ha habido ninguna adjudicación bajo sospecha, el hecho de que se recurran las decisiones de la Administración no es más que el reflejo de un derecho de recurso. No debe presumirse que, por el hecho de que se recurra, es que ha pasado algo", añadió.

Además, dijo que si realmente había algo irregular en el proceso de selección de Taurodelta como empresa adjudicataria para la gestión del coso, sería "sorprendente" que los socialistas no recurrieran en su momento el concurso. "El PSOE", dijo, con tal de crear polémica, ahora, "coge el rábano por las hojas, y ha colado una querella entre particulares en el debate de la Asamblea". "¿Dónde está ahí la demanda a la Administración, tienen algún interés?", se preguntó.

De este modo, González negó cualquier tipo de "oscurantismo" por parte de la Administración porque "los plazos son públicos, ha habido muchas comparecencias y se han explicado todos los pasos que se han dado" y subrayó que, efectivamente, el gerente ha sido imputado por el juez para "ser llamado como testigo" puesto que "para ir con abogado y procurador hay que ir como imputado".

En este sentido, recordó que el empresario querellante solicitó en su momento la suspensión del concurso y el Tribunal la denegó, por lo que acusó a los socialistas de hacer un "uso torticero del reglamento". "Les pido prudencia sobre las afirmaciones que vierten aquí porque el concurso es objetivo. Alguien puede no estar de acuerdo, incluso sobre los criterios de adjudicación de la Mesa, y los puede recurrir, e incluso, ganar. Y si ganan, la Administración tendrá que cumplir", manifestó.

Los socialistas criticaron el "afán" y el "empeño" por "prorrogar" por parte de la Comunidad el contrato con el mismo empresario que en el periodo anterior, lo que les obligó a convocar el concurso ahora en cuestión, contando al empresario al que se le adjudicó, una experiencia que no tiene. Noya criticó así que, "a diferencia del PSOE, que ante cualquier indicio de delito o imputación por parte de los tribunales, reacciona, apartando a sus miembros de militancia y de sus cargo, el PP no".

Por su parte, la popular Cristina Cifuentes, acusó al PSOE de hacer "demagogia" con el tema y de "falta absoluta de conocimientos jurídicos" puesto que el recurso por parte de uno de los empresarios que no logra un concurso es "muy normal". El objetivo del PSOE es, a su juicio, "crear alarma social", destacando "dudas, rumores y sospechas".

En este sentido, indicó que "la Administración autonómica no puede ser acusada de falsedad documental porque en ningún momento ha firmado ningún documento". "Aquí lo que hay es una imputación por garantías de derecho procesal", subrayó, al tiempo que remarcó que en ningún caso se pide "la impugnación del pliego de condiciones", y prueba de ello es que los representantes socialistas no se opusieron en su momento.