17 de septiembre de 2019
  • Lunes, 16 de Septiembre
  • 7 de junio de 2009

    Casi 300 invidentes madrileños podrán votar con un sistema especial en Braille, que garantiza el secreto de sufragio

    MADRID, 7 Jun. (EUROPA PRESS) -

    Un total de 299 invidentes han solicitado el voto con procedimiento específico en la Comunidad de Madrid, un sistema que permitirá la identificación de la opción de voto con garantías de autonomía y, por lo tanto, de secreto de sufragio.

    Según señaló la Delegación de Gobierno en Madrid, han solicitado esta opción casi 300 personas con discapacidad visual que conozcan el sistema Braille y que tengan reconocido un grado de minusvalía igual o superior al 33 por ciento o sean afiliados a la ONCE podrá utilizar este sistema.

    La utilización de este procedimiento es voluntario, de modo que aquellas personas que lo deseen podrán seguir siendo asistidas de una persona de su confianza. El procedimiento de voto accesible consiste en la utilización de papeletas y sobres normales, a los que se acompaña una documentación complementaria en Braille.

    La documentación complementaria en Braille consiste en que cada una de las papeletas normalizadas se encontrará dentro de un sobre en el que, en tinta y Braille, se indicará la candidatura a la que se corresponde. El día de la votación, y entregada la documentación especial previa autentificación, los electores invidentes podrán dirigirse a los espacios habilitados al efecto. Para ello, podrán solicitar que los miembros de la Mesa le acompañen.

    Una vez identificada la opción de voto e introducida la papeleta en el sobre de votación, el elector se dirigirá nuevamente al Mesa lectoral y hará entreva de su voto al presidente. El plazo para solicitar esta modalidad de voto ha finalizado ya. Existe un teléfono gratuito, el 900 150 000, en el que se podrán encontrar respuesta a las dudas sobre el procedimiento.

    OTRAS NOVEDADES

    Otra de las novedades de esta jornada electoral es que las papeletas de votación exhibirán un código de barras para facilitar el escrutinio en los colegios administrados electrónicamente, que de momento sólo se han repartido en Salamanca, Lérida y Pontevedra.

    Además, las papeletas y sobres de votación serán de color blanco en esta ocasión, frente al color azul institucional de la Unión Europea en los comicios pasados, y al no coincidir con otras elecciones ese mismo día.

    Por otro lado, el Ministerio del Interior ha diseñado una carpeta con material de escritorio para los miembros de mesa y para las Juntas.