13 de noviembre de 2019
  • Martes, 12 de Noviembre
  • 30 de noviembre de 2009

    Comerciantes y empresarios de Callao se muestran convencidos de que la reforma beneficiará a la zona

    MADRID, 30 Nov. (EUROPA PRESS) -

    Los comerciantes y los empresarios de la plaza del Callao y su entorno, en el madrileño distrito de Centro, se mostraron hoy convencidos de que la reforma de esta zona beneficiará a los pequeños comerciantes, dado que mejora la movilidad peatonal y, así, la visibilidad de las tiendas.

    El presidente de la Asociación de Comerciantes de Preciados y Carmen, Ignacio Lario, explicó a Europa Press que los últimos años, desde que comenzaron las obras en la Puerta del Sol y continuaron después con Callao, han sido "unos tiempos difíciles por la dificultad de acceso de los clientes a esta área comercial".

    "Ahora esperamos ver el resultado. Mantenemos la esperanza, creemos que en esta época de Navidad la gente se animará a visitar un área que ha quedado mucho más bonita de cómo parecía que era. Y esperamos la llegada de todos estos clientes que durante años han tenido difícil el acceso a nuestra área comercial; ahora no nos podemos quejar", indicó.

    Además, recordó que en la Gran Vía sigue habiendo "un montón de parkings para quienes quieran venir con su coche privado" y que la zona está muy bien comunicada gracias a "muchas líneas de autobuses muy bien situadas y, por supuesto, el Metro remodelado", así como por "la nueva estación de Renfe en la Puerta del Sol, que comunica con todos los municipios de la Comunidad de Madrid".

    Finalmente, reconoció que "la crisis no es el mejor momento" y que afecta "a todos los bolsillos", pero se mostró convencido de que la zona "siempre ha sido y siempre será el área comercial de referencia de Madrid, de la región y seguramente de toda España". "Lo mejor de la obra es que se ha terminado", zanjó.

    Por su parte, el presidente de la Asociación de Empresarios de la Gran Vía, Florencio Delgado, indicó a Europa Press que está "satisfecho" porque "la obra ha terminado en un tiempo relativamente corto y no ha estropeado demasiado el comercio" y además "los resultados son muy prácticos y beneficiosos para el comercio".

    Sin embargo, eludió hacer un pronóstico de cómo podrá afectar esta reforma a los comerciantes de la zona, ya que el próximo año "todo irá en proporción directa con cómo se recupere la economía del país". "En estos momentos es una incertidumbre bastante peliaguda, el consumo no crece, al revés el mes pasado volvió a bajar otra vez unas décimas, y eso siempre produce una preocupación grave", recordó.

    En cualquier caso, reconoció que la zona "queda bastante mejor", pese a que su asociación nunca pidió una reforma aquí. "Siempre ha sido un centro neurálgico con los autobuses y el Metro, que sin duda benefician al comercio de la zona porque crean flujo de personas y estoy convencido de que va a beneficiar al sector", concluyó.