29 de noviembre de 2020
20 de octubre de 2020

Condenada a más de dos años de cárcel la expresidenta de Infancia Libre por ocultar a su hijo en 2017

Condenada a más de dos años de cárcel la expresidenta de Infancia Libre por ocultar a su hijo en 2017
La expresidenta de Infancia Libre María Sevilla - EUROPA PRESS - ARCHIVO

MADRID, 20 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Juzgado de lo Penal número 23 de Madrid ha condenado a la expresidenta de Infancia Libre María Sevilla a dos años y cuatro meses de cárcel como autora responsable de un delito de sustracción de menores por hacer desaparecer a su hijo en 2017 y no entregarlo a su padre por orden judicial.

Así consta en una sentencia, a la que ha tenido acceso Europa Press, en la que se le pena también a la inhabilitación especial para el ejercicio de la patria potestad durante cuatro años. Se le absuelve además de un delito de abandono.

Además, deberá indemnizar al padre del menor, en concepto de daños morales, en la cantidad de 5.000 euros. Contra esta sentencia cabe recurso de apelación en el plazo de diez días ante la Audiencia Provincial de Madrid.

En el juicio, que se celebró el pasado 1 de octubre, la Fiscalía de Madrid solicitó una pena de tres años y medio de prisión y otros cinco de inhabilitación de la patria potestad. La acusación particular en nombre de su exmarido elevó la solicitud a cuatro años y medio, mientras que su defensa solicitó la libre absolución.

Los agentes de la Policía Nacional que participaron en marzo de 2019 en su detención relataron en el plenario el estado en el que se encontraban sus dos hijos, a quienes tenía sin escolarizar ocultos en una finca de Villar de Cañas (Cuenca).

"Había operaciones en las ventanas y versos de la Biblia en las paredes. Nos impactó la palidez de los niños y que la niña --hija con su actual pareja-- hacía cosas raras, gestos y sonidos imitando al perro olfateando el aire", narraron.

En la vista, la acusada explicó que en febrero de 2017 abandonó el domicilio al tener la custodia del hijo que tuvo con su exmarido, manifestando que no tenía constancia del auto por el que un juez la obligaba a entregar al pequeño.

Según su versión, no se le notificó la resolución. Además, hizo alusión a varios informes médicos de la Seguridad Social que desaconsejaran que el pequeño estuvieran con su padre.