19 de abril de 2019
  • Jueves, 18 de Abril
  • 17 de mayo de 2014

    Consumo ofrece en su web recomendaciones para padres que manden a sus hijos a campamentos en el extranjero

    MADRID, 17 May. (EUROPA PRESS) -

       El Portal del Consumidor de la Comunidad de Madrid, accesible desde www.madrid.org/consumo, ofrece a los padres recomendaciones a tener en cuenta a la hora de mandar a sus hijos a campamentos de verano en el extranjero, entre las que se encuentran los requisitos que deben cumplir las empresas que ofrecen estos servicios.

       La empresa debe facilitar toda la relación de prestaciones por escrito, y el contrato debe incluir nombre y domicilio del responsable de la oferta, el precio completo de la actividad con impuestos y el desglose de los gastos.

       Asimismo, el contrato debe recoger la fecha de inicio, fin y duración temporal, las condiciones de pago y procedimiento por el que se puede poner fin al acuerdo, así como si el contratante tiene derecho a la devolución de alguna cantidad de dinero.

       El consumidor tiene derecho a pedir recibo si la empresa le exige entrega a cuenta, que también debe entregar al usuario una factura o justificante de pago cuando se complete el abono del curso.

       El consumidor debe informarse acerca de todas las particularidades del viaje, especialmente acerca de las condiciones del alojamiento, el tiempo destinado a cursos y si tienen validez oficial, la información completa sobre el curso y las actividades previstas durante la estancia, horarios y fechas; ubicación y cualificación del profesorado del curso, así como las características del país al que se viaja.

       Las empresas están obligadas a cumplir la información ofrecida en lso folletos, así como a contratar un seguro de accidentes y un seguro obligatorio de viajeros, y un seguro de responsabilidad civil para hacer frente a los gastos en que pudiera incurrir el consumidor en los tribunales.

       El Portal del Consumidor aconseja que la compañía tenga contratado un seguro médico que cubra cualquier asistencia hospitalaria en el país, y que el consumidor tenga un seguro de cancelación que impida perder la totalidad del importe pagado si el curso no pudiera realizarse.

       El contratante puede solicitar las hojas de reclamaciones a la propia empresa, en cualquier oficina municipal de consumo o en la Dirección General de Consumo (C/ General Díaz Porlier, 35), en donde puede entregarlas junto con la documentación pertinente.