9 de agosto de 2020
10 de julio de 2020

Experto llama a "corregir el mal gobierno y la pobre financiación" de la sanidad madrileña

Experto llama a "corregir el mal gobierno y la pobre financiación" de la sanidad madrileña
Varios de los trabajadores del Hospital Fundación Jiménez Díaz de Madrid - JOAQUIN CORCHERO / AFP7 / EUROPA PRESS - ARCHIVO

MADRID, 10 Jul. (EUROPA PRESS) -

El profesor de Planificación y Economía de la Salud en la Escuela Nacional de Sanidad, José Ramón Repullo Labrador, ha instado a "corregir el mal gobierno y la pobre financiación" de la sanidad madrileña.

A su juicio, en los 18 años de sanidad madrileña ha habido "demasiada interferencia política, mucho ánimo de lucro, no pocas ocurrencias y una muy débil adherencia al interés general", y "el resultado es una autoridad sanitaria superada y desmoralizada y unos servicios asistenciales desestructurados y erosionados".

Repullo ha intervenido en la Comisión de Estudio para la recuperación e impulso de la actividad económica y social de la Comunidad de Madrid, donde, entre otros factores, ha subrayado que Madrid tiene tres condiciones que la hacen vulnerable: el comercio global, la movilidad transcontinental y las megaciudades.

Así, ha destacado que estos aspectos "aconsejan tener un músculo de salud pública y de vigilancia epidemiológica más desarrollado", al tiempo que es necesario que los centros sanitarios articulen "planes de contingencia" para que puedan responder "de manera más eficiente y rápida".

"DESCONFIANZA DE PROFESIONALES"

"En Madrid, la desconfianza de los profesionales respecto a las autoridades sanitarias implica que la carga de la prueba está alterada, que de alguna forma las autoridades sanitarias deben hacer un mayor esfuerzo por asegurar que las cadenas de contagio, de transmisión, están controladas y que los brotes que van a venir van a ser adecuadamente resueltos, y que van a ponerse en marcha las reformas estructurales necesarias para que algo así no vuelva a pasar", ha apuntado.

En cuanto al gasto sanitario, el profesor ha señalado que en la Comunidad de Madrid está por debajo de la media nacional, lo que "desvela menor prioridad política que se concede a lo público y tendencia ideológica a favor de que los ciudadanos se financien con su dinero parte de los servicios sanitarios que consumen".

"Esto crea un servicio de salud estancado financieramente y que alimenta el crecimiento del aseguramiento privado y del gasto sanitario de bolsillo", ha apuntado.

Asimismo, ha criticado las políticas de personal, con profesionales "maltratados" después de que la crisis económica encogiera sueldos, plantillas y medios, y del "racaneo" de los fondos para la recuperación tras la crisis, unido al "resentimiento" por las políticas privatizadoras de 2012.

"La deuda contraída por la sociedad española con sus sanitarios tras se ejemplar entrega, dedicación y asunción de riesgos debe honrarse con un compromiso de mejora de sus condiciones de trabajo", ha afirmado Repullo, quien ha reivindicado políticas de gestión de personal que, entre otras cosas, afronten la temporalidad en la que Madrid "exhibe un triste liderazgo".

Repullo ha destacado también la necesidad de asegurar que la cobertura sanitaria se haga efectiva a los mayores en residencias, y ha señalado que "las desviaciones de pacientes entre hospitales y residencias ha creado una especie de infección cruzada que ha sido un componente esencial de la propagación y el daño".

INCREMENTAR LAS PLANTILLAS DE ATENCIÓN PRIMARIA

Asimismo, ha reclamado una "inyección rápida e inteligente de recursos humanos y tecnológicos" en la atención primaria, considerando que ubicar en ella el rastreo de casos "es lo más eficiente", por su "capilaridad" y "componente y compromiso comunitario", pero siendo necesario "redimensionar e incrementar las plantillas, teniendo en cuanta las mayores cargas de trabajo actuales y futuras".

El experto ha pedido también volver a la "territorialización sanitaria", ya que la ausencia de zonificación, a su juicio, ha "dificultado gravemente la capacidad y velocidad de respuesta a la presente pandemia de Covid" y también es "una grave limitación para responder a la pandemia silente de la cronicidad".

Por otro lado, ha abogado por "rediseñar la red hospitalaria" y "liberar las ataduras para la gestión de centros sanitarios", que "deben adquirir personificación jurídica" o una condición equivalente.

Para concluir, ha lamentado que, en contraste con "el discurso patriótico español", la Comunidad de Madrid "con demasiada frecuencia se desapunta del esfuerzo para construir un Sistema Nacional de Salud Cooperativo", y que el Covid-19 "ha vuelto a ser un motivo para distanciamiento y discordia".

"La escenificación de diferencias no ayuda, la situación a la que tenemos que ir es exactamente la contraria, construir un sistema nacional cohesionado y sostenible necesita a Madrid, es esencial que se incorpore Madrid, la sanidad de la Comunidad de Madrid debe dejar de ser parte del problema para ser una pieza clave en la solución, esté quien esté en el Paseo del Prado y en la Puerta del Sol", ha apostillado.