25 de octubre de 2020
17 de abril de 2020

Familiares de la residencia Peñuelas piden a la Fiscalía que investigue por "irregularidades y opacidad"

Familiares de la residencia Peñuelas piden a la Fiscalía que investigue por "irregularidades y opacidad"
Residencia Peñuelas - GOOGLE MAPS

MADRID, 17 Abr. (EUROPA PRESS) -

Familiares de usuarios de la residencia de mayores Peñuelas, situada en el madrileño distrito de Arganzuela, han presentado hace unos días una petición ante la Fiscalía Provincial de Madrid para que investigue la gestión de la dirección de este geriátrico durante la crisis del coronavirus por "irregularidades y falta de información".

Leonor, que tiene a su hermana en este centro, ha explicado a Europa Press el primer "fallo tremendo" se produjo por mantener varios días abierto más el centro de día cuando ya se había decretado el cierre a visitas de la residencia el 9 de marzo. Además, los trabajadores hasta aproximadamente el 20 de marzo no contaban con todos los medios de protección, y las pocas mascarillas que tenían "se las compraban ellos". Ahora, ya cuentan con equipos de protección y con algunos test, pero "solo unos 40 para los 220 usuarios".

Una cifra de residentes que no tienen muy claro, aunque han muerto "muchísimos" ancianos, apuntan. Precisamente, han acudido al Ministerio Fiscal para conocer información y saber, por ejemplo, si la residencia está cumpliendo la separación entre enfermos y no enfermos de coronavirus porque tienen constancia de que en algunos casos no se ha hecho. "Mi hermana ha estado bajando al comedor en plena crisis", ha relatado Leonor.

ACTUACIÓN DE UME Y BOMBEROS

Este colectivo de familiares, gracias a empleados e incluso vecinos, se han enterado de que han ido dos veces los militares de la Unidad Militar de Emergencias (UME) a desinfectar y que han llegado en varias ocasiones los Bomberos "a retirar cadáveres". También han sabido de esas fuentes que en las primeras semanas no derivaban a los más enfermos a los hospitales, aunque ahora sí lo están haciendo ante la mejor presión de las UCIs.

También ha mejorado la comunicación con el exterior. Ahora llaman casi diariamente a los parientes de los usuarios y les hacen de vez en cuando videoconferencias, aunque las primeras semanas no era así. Muchos trabajadores enfermaron o cogieron la baja, por lo que han tenido que contratar más personal. "Las chicas que me llaman ahora son todas nuevas, no las conozco", ha reconocido Leonor.

Este familiar ha criticado al gestión de esta crisis en las residencias realizada por la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso y por el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero. "Han quitado al consejero de Políticas Sociales, Alberto Reyero, que al menos nos escuchaba y aportaba alternativas", ha señalado.

Leonor, como también Carmen, otra de las familiares, han denunciado la "mala gestión" de esta residencia, gestionada por la empresa Aralia, que llevan arrastrando varios años, con "varias penalidades y expedientes incoados" contra ella por parte de la Comunidad de Madrid.

Para leer más