El Festival Amanecer Bailando no volverá a celebrarse en Móstoles

El Festival Amanecer Bailando no volverá a celebrarse en Móstoles
3 de diciembre de 2018 WEB DE AMANECER BAILANDO - ARCHIVO

MADRID, 3 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Festival Amanecer Bailando no volverá a celebrarse en Móstoles después de que la Comisión de Servicios Generales del Ayuntamiento de esta localidad haya aprobado por unanimidad "anular la posibilidad de prórroga del convenio firmado con la empresa organizadora" del evento que tuvo lugar el pasado 8 de septiembre.

Así lo han anunciado desde el Partido Popular, grupo que llevó la propuesta ante la comisión debido a los "reiterados incumplimientos del acuerdo" por parte de esta. "Por los daños causados en el parque, la no realización de las mejoras incluidas en el convenio y el pago de una tasa menor al que le correspondía por ocupación de la zona de Prado Ovejero, más días de los convenidos", ha destacado la edil 'popular' Mercedes Parrilla.

Según lo convenido, el Consistorio tampoco podrá volver a realizar contratos con la compañía organizadora, "ni con sus administradores", y se les abrirá un expediente de reclamación de daños y perjuicios y una liquidación complementaria sobre la tasa pagada, ha asegurado.

Sobre el último punto, Padilla ha reiterado que es a consecuencia de que estuvieron más días en el parque de los que han terminado abonado al Ayuntamiento, un dinero que calculan en unos 100.000 euros y que "supondrá mayores ingresos" para las arcas municipales.

"Siempre nos opusimos a que el Festival se celebrara en el Soto, en el Parque Prado Ovejero, ni en ningún otro de la ciudad. Las consecuencias han sido devastadoras tanto para los vecinos del barrio, como para este espacio verde", ha concluido.

El evento de música electrónica y urbana Amanecer Bailando que se ubicó finalmente en Prado Ovejero en Móstoles, pero lindando con Alcorcón (con viviendas a menos de 50 metros donde se desarrollaron los conciertos), cerró sus puertas el domingo 9 de septiembre, tras 17 horas de música y actividades de techno y urban style.

El macrofestival no estuvo exento de polémica, a la ubicación se sumaron las protestas de los vecinos de la zona a causa del "ruido y la suciedad", lo que acabó con peticiones de dimisión hacia la alcaldesa de la ciudad, Noelia Posse.

No solo se lo pidieron algunos vecinos, también políticos de la oposición, como el PP, o del partido con el que gobiernan en coalición, Ganar. Todos ellos, consideraban que era una molestia para los ciudadanos, pero que, además, el celebrarlo en el parque dañaba al medio ambiente.

A pesar de todo, el 25 de septiembre Ganar y PSOE daban por zanjada la crisis de Gobierno, producida por las desavenencias mencionadas, olvidando la petición de cese a la regidora al llegar a un punto común para adquirir una parcela lejos de las viviendas que se destinará a eventos de este tipo, de más de 5.000 personas, en un futuro. Esto, según anunciaron entonces, pondría solución a la falta de un espacio adecuado en la ciudad, y se realizará con cargo al presupuesto 2019, aunque de momento no se conocen los detalles.

En el último mes, el PP ha denunciado que, una vez finalizado el plazo de 60 días que el Gobierno municipal fijó para que la empresa organizadora arreglara todos los desperfectos ocasionados en el Parque Prado Ovejero, el problema no se ha solucionado.

Fuentes municipales consultadas por Europa Press aseguraron a este respecto que, aunque "aún quedan por reponer algunos otros elementos de mobiliario urbano", se realizaron diversas labores de replantado el césped, alisado caminos, solucionados problemas de riego, repuestos los aspersores y la mayoría de las luminarias y alcantarillas dañadas.

Contador

Últimas noticias