23 de febrero de 2020
21 de febrero de 2019

Un juzgado rechaza el recurso de sindicatos policiales frente a las instrucciones de control horario en Galapagar

GALAPAGAR, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

El Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 30 de Madrid ha inadmitido el recurso contencioso-administrativo de sindicatos policiales de Galapagar frente a las instrucciones de control horario, vacaciones y permisos.

La resolución judicial, a la que ha tenido acceso Europa Press, declara la "inadmisibilidad del recurso contencioso-administrativo" interpuesto por CPPM y CSIF, frente a las "instrucciones en relación con el control horario y de presencia, vacaciones, permisos, licencias, bajas IT y crédito horas sindicales, de los funcionarios municipales integrantes del cuerpo de Policía Local de Galapagar". Contra el fallo cabe presentar recurso de apelación.

El documento recoge que las instrucciones impugnadas son "son meras directrices de actuación con arreglo a la normativa aplicable, a la que específicamente se remite cada uno de los apartados de las mismas, por lo que, a juicio de este Juzgador tienen naturaleza de meras Instrucciones u órdenes de servicio".

De este modo, se indica que la instrucción ""se limita a ser un instrumento clarificador de los aspectos relativos a control horario y de presencia, vacaciones, permisos, licencias, bajas IT y crédito horas sindicales".

A través de un comunicado, el Gobierno local ha explicado que los tribunales "vuelven a dar la razón" al Ayuntamiento de Galapagar y "desestiman los recursos interpuestos por los sindicatos policiales"." Precisamente, el segundo de estos recursos acaba de ser desestimado por el Juzgado número 30 de Madrid, con fecha de 15 de febrero", han asegurado.

Afirman los responsables municipales que "fueron los propios sindicatos" los que "decidieron" romper "las negociaciones y el diálogo" con el gobierno municipal, cuando "interpusieron diferentes recursos contenciosos" contra los acuerdos adoptados. "En el momento en el que judicializaron un asunto meramente laboral, imposibilitaron cualquier diálogo y ahora los tribunales así lo constatan", subrayan.

Para el Gobierno municipal esta sentencia "deja patente" la "buena voluntad y la intención siempre de diálogo con los sindicatos". Por todo ello, les ha instado "una vez más a mirar por el bien de los vecinos", que "debe ser su máxima prioridad, por encima de reivindicaciones laborales".

"Con estas sentencias judiciales queda demostrado que las reclamaciones y protestas de los sindicatos no tienen razón de ser y por lo tanto sus manifestaciones y protestas públicas pierden todo sentido y justificación", concluyen.

"VALORACIÓN DE RECURSO"

Por su parte, a través de un comunicado, los sindicatos denunciantes han explicado que sus departamentos jurídicos valorarán la posibilidad de interponer recurso de apelación a la sentencia.

A este respecto, afirman que el fallo "no entra a valorar" si los trabajadores tienen razón en cuanto a sus reivindicaciones laborales, sino "si la Administración puede dictar instrucciones para regular determinados aspectos de las condiciones de trabajo".

De este modo, aseguran que los sindicatos de los trabajadores "nunca" han puesto en duda esta posibilidad, sino que "la misma sea la excusa" para "negarse a negociar un convenio con ellos", que "no implique la utilización de una normativa difusa e inconcreta que se modifica e interpreta según el interés del político".

"Este fallo no ha entrado a valorar la cuestión de fondo planteada, que no es otra que la necesidad de que el Ayuntamiento de Galapagar negocie unas condiciones de trabajo, no basadas en la unilateralidad, sino en la negociación y el consenso, por lo que dado que no es una sentencia firme, los departamentos jurídicos de los sindicatos recurrentes, valorarán la posibilidad de interponer recurso de apelación", han explicado.

Para los sindicatos, la sentencia "no deslegitima en modo alguno" las protestas y manifestaciones de los trabajadores del Ayuntamiento. "Al contrario, abunda en la necesidad de que dejen de regularse las condiciones de trabajo, mediante instrucciones y se negocie un Convenio-Acuerdo", han añadido.

Aseguran en el comunicado que "los únicos" que "están demostrando" que se interesan por los problemas de los ciudadanos, son los trabajadores, que "se están reuniendo con ellos" para explicarles, con "luz y taquígrafos", la situación.

"Son los únicos que están advirtiendo de los problemas reales que están provocando la inseguridad que se vive en la ciudad. Son los únicos que están pidiendo y tendiendo la mano para una negociación que lleva años sin producirse. Y son los únicos que viven en primera persona los riesgos derivados de la inacción del gobierno, mientras este se dedica a intentar confundir a la opinión pública interpretando de manera imposible, las sentencias que se producen", concluyen.

Para leer más