15 de octubre de 2019
  • Lunes, 14 de Octubre
  • 23 de junio de 2009

    Los menús del Maternoinfantil del 12 de Octubre, trasladados por los mismos pasillos que basuras y cadáveres, según UGT

    MADRID, 23 Jun. (EUROPA PRESS) -

    El cierre de la cocina del área Maternoinfantil del Hospital 12 de Octubre llevará a que los menús para los pacientes tengan que ser trasladados desde una distancia de 400 metros, pasando por subterráneos donde también se transportan residuos, basuras e incluso cadáveres, según informó el secretario general de UGT del área 11 de salud, José Povedano.

    Povedano explicó que, por motivos "económicos", se ha cerrado la cocina de la zona de maternoinfantil del hospital, de manera que a partir de hoy la comida de las madres y los niños ingresados en esta zona proviene de la cocina general y tiene que pasar 400 metros "entre consultas, pasillos subterráneos y se va a cruzando con basuras, ropa sucia, residuos sanitarios y algún cadáver que otro", indicó Povedano, que matizó que los alimentos no se han cruzado hoy con cadáveres, pero que es algo posible.

    Asimismo, el sindicalista señaló que otro de los problemas son las dimensiones del carro en el que se transportan los alimentos, de 1,5 metros por 1,5 metros con una campana de lona para evitar el contacto con el entorno.

    "Hemos denunciado este hecho ante la Inspección de Trabajo de la Seguridad Social" al entender que se "perdería la calidad de los alimentos de madres y niños" por "los agentes patógenos", explicó Povedano, que apuntó que también le han enviado una carta al consejero de Sanidad, Juan José Güemes, informándole de los hechos y reclamando la paralización de esta medida.

    Asimismo, el sindicalista ha trasladado sus críticas al gerente del centro reclamando que "paralizara cautelarmente" la medida, y mañana se reunirá el comité de seguridad y salud del centro y el jueves, la junta de personal. Además, se está informando a los usuarios a través de un comunicado.

    Por último, destacó que la fusión de las cocinas hará que la cocina general esté "masificada" y también que se "contrate menos suplencia de verano".

    NO HABRÁ CRUCES DE COMIDA Y OTROS ELEMENTOS

    Por su parte, desde el hospital señalaron a Europa Press que el proyecto de fusión de las cocinas establece una serie de medidas para garantizar un circuito de reparto exclusivo desde la cocina central a maternoinfantil, de manera que "el servicio de suministro de comidagana prioridad respecto a otros muchos que se realizan habitualmente", y "no existirán cruces de distribución de carros de alimentación con ningún otro tipo de reparto o traslado".

    El centro, que niega la privatización de la cocina, matiza que se está mejorando el servicio, que se presta "en las mismas condiciones que se hacía hasta ahora".

    Desde las instalaciones destacaron que antes de emprender el proceso de la fusión de las dos cocinas se realizó "un estudio de viabilidad y control microbiológico de los alimentos" y que los resultados "demuestran que las condiciones en las que se realizará el traslado de los alimentos desde la cocina central hasta el maternoinfantil no producen contaminación microbiológica".

    "La cocina central ha sido dotada de nuevos equipamientos, comocámaras de frío y congelados, hornos, trenes de lavado y sistemasautomáticos de fregado de los utensilios", aseguran y destacan que "se ha creado una nueva cocina de apoyo que permite garantizar la singularidad de los alimentos que reciben algunos pacientes con dietas especiales, como pueden ser los niños, sobre todo en lo que a calidad y elaboración se refiere".