12 de agosto de 2020
8 de julio de 2020

Pepu Hernández ve "poco ambiciosos" los Pactos de la Villa y recalca que "no son un cheque en blanco" para Almeida

Recalca que el Gobierno municipal debe rehacer sus presupuestos y decidir si "da de comer a la gente o hace túneles en la A-5"

Pepu Hernández ve "poco ambiciosos" los Pactos de la Villa y recalca que "no son un cheque en blanco" para Almeida
El portavoz socialista en el Ayuntamiento de Madrid, Pepu Hernández, firma los Acuerdos de la Villa. - AYUNTAMIENTO DE MADRID

MADRID, 8 Jul. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Madrid, Pepu Hernández, ha asegurado que los Pactos de la Villa suponen un acuerdo "histórico" al concentrar un consenso unánime de todos los grupos ante la crisis del Covid-19 aunque también, en términos generales, son "poco ambiciosos", pues su aspiración era lograr una ciudad "más sostenible" y reequilibrio territorial entre barrios.

Por otro lado, ha enfatizado que el equipo de Gobierno municipal tendrá que rehacer los presupuestos municipales de este año y definir cuáles son las prioridades de la ciudad ante la pandemia. "El Ayuntamiento debe reajustar sus presupuestos y debe decidir si dar de comer a los madrileños o hacer túneles en la A-5", ha desgranado.

En declaraciones a Onda Madrid, recogidas por Europa Press, Hernández ha asegurado que este acuerdo "no es un cheque en blanco" al alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, y que su formación va a exigir, en las mesas de seguimiento y control, una revisión "constante" de la implementación de las 352 medidas consensuadas, dado que algunas son de aplicación inmediata y otras necesitan de más tiempo.

"Nosotros nos sentimos reflejados pero hay cosas que se han quedado fuera", ha subrayado Hernández para citar, por ejemplo, falta de referencias a la "letalidad" de la contaminación en relación con el Covid-19, cuestiones de movilidad sostenible, combate de la violencia de género, más reconocimiento a las redes de solidaridad vecinal y medidas de reequilibrio territorial, pues Madrid es una ciudad "muy desequilibrada".

Por otro lado, ha indicado respecto a las enmiendas que registró su grupo a los pactos que ellos "no quisieron tirar por tierra" estos acuerdos y que fue el equipo de Gobierno el que presentó un documento que "condicionaba" su aplicación, en caso un 50 por ciento, a aplicar el remantener de tesorería de la corporación.

Para Hernández, eso es "inadmisible" y había que enmendarlo porque el disponer de 450 millones de ese superávit no puede ser condición necesaria para aplicar buena parte de esas medidas en un Ayuntamiento que cuenta con 6.000 millones de presupuestos.

En este sentido, el PSOE está de acuerdo en pedir al Gobierno central que permita aplicar el superávit en políticas frente al Covid-19 pero no en "condicionar" su ejecución a esa disponiblidad, pues además el Consistorio tiene que reajustar sus presupuestos de 2020 porque "ya no sirven".

El portavoz socialista en el Ayuntamiento está de acuerdo en revisar estos presupuestos para poder desplegar ayudas ante la emergencia surgida por la crisis del coronavirus.