14 de noviembre de 2019
  • Miércoles, 13 de Noviembre
  • 19 de febrero de 2014

    Pérez afirma que es una "injuria" y una "mentira" que se quiera despedir a 700 trabajadores

    Pérez afirma que es una "injuria" y una "mentira" que se quiera despedir a 700 trabajadores
    EUROPA PRESS

    MADRID, 19 Feb. (EUROPA PRESS) -

    El alcalde de Alcorcón, David Pérez, ha afirmado este miércoles que es una "injuria" y una "mentira" que el equipo de Gobierno del PP quiera despedir a 700 personas con la "revisión de oficio" del proceso de funcionarización llevado a cabo por los socialistas en el año 2011.

    "Entre esos 700 empleados hay grandes trabajadores, y la inmensa mayoría de ellos son necesarios para el funcionamiento de este Ayuntamiento. No todos ellos, pero sí la mayor parte. Por tanto, quienes están diciendo que queremos despedir a 700 personas están mintiendo deliberadamente", ha reiterado el regidor.

    Pérez ha explicado que lo que se está intentando desde el Consistorio es "revertir un proceso" que se produjo de una forma que" no se ajusta a la regularidad, a la transparencia y a las garantías que tiene que tener".

    De igual modo, ha explicado que se ha pedido la revisión en base a los informes de la Cámara de Cuentas, de la titular de apoyo de la Junta de Gobierno local, de la Asesoría Jurídica, de la Dirección General de la Función Pública de la Comunidad de Madrid y del secretario del Ayuntamiento, que recogen posibles irregularidades sobre el procedimiento del proceso de funcionarización.

    Actualmente la revisión de oficio ya ha sido publicada en el BOCM y se ha nombrado una instructora, que está notificando a los trabajadores afectados que se abre un periodo de alegaciones. Una vez finalizado este punto, se realizará un informe que se presentará ante el Consejo Consultivo de la Comunidad de Madrid, "que es quien tomará la decisión acerca del proceso".

    "El objetivo es el cumplimiento de la ley y de las indicaciones dadas por la Cámara de Cuentas y los informes que tenemos, que reflejan que hubo muchos incumplimientos e irregularidades. Con todo esto no se puede hacer otra cosa más que poner el proceso en manos de determinadas instancias para que tomen una decisión sobre él", ha añadido el regidor.

    También, ha querido dejar claro que lo que intentan es cumplir con sus obligaciones. "Pero no nos sentimos intimidados, no aceptamos presiones y seguimos en nuestra idea de hacer cumplir la ley", ha concluido.

    DENUNCIA AMENAZAS CONTRA ÉL

    Por otro lado, el alcalde de Alcorcón, David Pérez, ha denunciado que se han producido "nuevamente" amenazas contra él y su partido en forma de pintadas en las calles del municipio.

    "Ayer y hoy de forma intensiva y con la misma caligrafía, creemos que entre tres o cuatro personas, han hecho pintadas amenazantes y sobre todo de incitación a la violencia contra mi persona y el partido popular. Incluso se llega a decir que hay que matar al alcalde", ha explicado.

    En este sentido, asegura que ya hay indicios de "quienes han sido" y que tendrán que "pagar por ello". El Ayuntamiento ha anunciado que habrá una respuesta "penal" cuando se confirme.

    "Ya no es una cuestión de vandalismo o de ordenanza, es una cuestión penal, de amenaza de muerte y de instigar a la violencia y al homicidio contra una persona, sea o no cargo público como es mi caso", ha señalado.

    Además, ha insistido en que no es nuevo, que existe un grupo de personas de la ultraizquierda que cada vez que pierde alguna "batalla antidemocrática" contra el Ayuntamiento plasman "su frustración y rabia, totalitaria y antidemocrática" en pintadas y amenazas.

    "Están buscando de una forma sistemática de incitar al odio y a la violencia contra mi persona e inculcar esa idea a los más jóvenes, mediante, miserables, amenazantes e injuriosas consignas, pegatinas y mensajes anónimos, en perfiles de la izquierda cobarde que solo saben actuar en jauría pero que cuando están solos nunca dan la cara ni ponen su nombre", ha concluido.

    Para leer más