25 de junio de 2019
  • Lunes, 24 de Junio
  • 8 de abril de 2010

    El pintor Javier Torres muestra su faceta más oriental en 'Mono-no-aware', que se exhibe desde hoy en Arganzuela

    MADRID, 8 Abr. (EUROPA PRESS) -

    El pintor madrileño Javier Torres muestra su faceta más oriental en la exposición 'Mono-no-aware', que se exhibe desde hoy en la sala La Lonja del Paseo de la Chopera y que inaugurará esta tarde la concejala presidenta del distrito de Arganzuela, Dolores Navarro, informó hoy el Ayuntamiento de Madrid.

    En la exposición 'Mono-no-aware', que significa en japonés 'la estética de las cosas perecederas', se muestra la obra más reciente del pintor, que refleja y transmite la paz, la sencillez y la espiritualidad del arte oriental. Torres busca y encuentra inspiración en el Wabi-Sabi, que se basa en la sencillez y fugacidad de las cosas, la austeridad, la belleza de lo imperfecto y una huida de la ostentación.

    La pintura de Torres es "una búsqueda constante de la extrema simplicidad a través de la abstracción, la eclosión de los colores y su fusión, el intento de atrapar la plenitud del instante". El propio artista asegura que nunca sabrá lo que acabará pintando. "Simplemente me dejo llevar por el placer de la pintura, como dice Zao Wou-Ki", asegura.

    Javier Torres cursó estudios de arquitectura, biología y artes decorativas en I.A.D.E. Después se dedicó de lleno a la pintura, el diseño y la decoración. Ha expuesto en Madrid, Valencia y París, entre otras ciudades, y tiene obra en colecciones privadas de Francia, Italia, Suiza, Rusia, Egipto, Emiratos Árabes, Vietnam, Madagascar y Qatar. En la XIX edición de FIM Madrid obtuvo el premio 'La Colección' al diseño.