27 de febrero de 2021
26 de septiembre de 2014

Policía acusa también al pederasta de allanamiento de morada por entrar en casa de la primera víctima y agredirla dentro

MADRID, 26 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Policía Nacional ha acusado al supuesto pederasta detenido de Ciudad Lineal de un delito de allanamiento de morada por entrar en casa de la primera víctima y agredirla sexualmente dentro, según han informado a Europa Press fuentes policiales.

El primer caso, que no era conocida por la prensa hasta el arresto el miércoles en Santander de Antonio Ángel O., tuvo lugar en julio de 2014 en Coslada. La víctima era una niña china que llevaba las llaves de su casa colgadas de su cuello.

Según las mismas fuentes, el pederasta se aprovechó de su confianza y la llevó a su casa. Una vez allí abusó sexualmente de ella y se marchó del lugar en el coche en el que habían llegado, dejando allí a la pequeña.

Este hecho no fue denunciado hasta varios meses después. Tras ello, la Policía determinó que se trataba del mismo 'modus operandi' del ya conocido como pederasta que actuaba en Ciudad Lineal pero que, en ocasiones, también lo hacía en otros distritos cercanos y en la vecina localidad de Coslada

De hecho, allí presuntamente intentó raptar a una niña de origen rumano en la avenida de la Cañada de esa localidad el 25 de agosto, sin conseguirlo, tres días después de consumar el secuestro y violación de una niña sudamericana en Canillejas. Este fue el último hecho que se le imputa.

Por tanto, al allanamiento de morada hay que sumar cinco agresiones sexuales, tres tentativas de agresión, cinco detenciones ilegales y dos homicidios en grado de tentativa. En total, 16 delitos.

Estos dos últimos delitos corresponden a que en dos de los raptos consumados el detenido se excedió en la dosis de sedantes que suministró a las pequeñas y que podrían haber ocasionado su muerte, han indicado a Europa Press fuentes de la investigación.