24 de octubre de 2019
  • Miércoles, 23 de Octubre
  • 6 de junio de 2018

    Sindicatos critican que los exámenes extraordinarios de junio aumentan el trabajo de los docentes y Educación lo niega

    Sindicatos critican que los exámenes extraordinarios de junio aumentan el trabajo de los docentes y Educación lo niega
    EUROPA PRESS - ARCHIVO

    MADRID, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

    UGT y CCOO han criticado que el cambio del calendario escolar que traslada los exámenes extraordinarios de septiembre a junio supone un incremento del trabajo docente en los docentes de Secundaria y reclama a la Consejería de Educación que destine recursos adicionales para asumir esa carga extra para los profesores.

    Por su parte, la Consejería de Educación expone que el traslado de los exámenes de septiembre a junio no supone incremento de trabajo para los profesores y que la medida redunda en una mejor organización de los centros, aparte de favorecer la conciliación entre la vida familiar y laboral.

    En un comunicado, UGT asegura que se trata de una medida de marketing publicitario para la administración "a coste cero" y que "pagan todos los trabajadores del sector", para tildar el adelanto de los exámenes extraordinarios a junio de una "medida de marketing publicitario".

    Al respecto, expone que la carga de trabajo se "multiplica" por cambios de horarios lectivos a final de curso para atender los exámenes, los grupos de materias, la preparación y corrección de exámenes y evaluaciones extraordinarias, así como las reuniones de evaluación y tutorías con los padres.

    "Todo ello sin contar con que hay un importante número de profesores interinos que inician los procesos de oposición el día 23. Todo ello recaerá sobre las espaldas del profesorado", asegura UGT para reclamar a la administración un aumento de recursos que faciliten la labor del profesorado.

    CCOO TAMBIÉN CRITICA EL ADELANTO DE EXÁMENES

    Ayer, CCOO manifestó ayer que los problemas con la nueva plataforma informática Raíces en el proceso de escolarización se agravan con el nuevo calendario escolar que adelanta a junio los exámenes de septiembre. Así, el sindicato se ha opuesto al calendario diseñado para este curso y llevó la cuestión a los tribunales.

    "El adelanto de la evaluación extraordinaria al mes de junio ocasiona una palmaria incertidumbre e inseguridad jurídica a equipos directivos y equipos docentes, dado que no se ha dictado, pese a nuestras continuas demandas, regulación alguna para la reorganización de tareas e incluso horarios del alumnado y del profesorado", expone el sindicato.

    Además, considera que Educación se ha negado a regular "claramente el carácter de la evaluación extraordinaria como consecuencia de una evaluación continua que ha llevado a los centros a una situación inverosímil en la que se tienen que realizar las evaluaciones ordinarias y extraordinarias en menos de dos semanas".

    También alude a consignas de "última hora" de la Consejería con instrucciones "no formales" a los centros manifestando que pueden hacer uso de su autonomía en un marco normativo "inexistente". "De esta manera se traslada a los centros toda la responsabilidad de las irregularidades que puedan cometerse jurídicamente", asegura el sindicato.

    CCOO critica que la Consejería no ha tenido en cuenta las fechas de la selectividad y las oposiciones. Por ello, avanza que emprenderán acciones jurídicas ante cualquier actuación irregular que detecte.

    EDUCACIÓN DEFIENDE LA MEDIDA POR SUS EFECTOS POSITIVOS

    Por su parte, fuentes de la Consejería de Educación ha asegurado que el adelanto de los exámenes de septiembre a junio fue aprobado en 2017 por el Consejo Escolar de la Comunidad de Madrid en el que están representados "todos" los sectores de la comunidad educativa.

    La Consejería expone que se trata de una medida "reclamada" desde los propios institutos, habida cuenta del escaso éxito (el 58% de los estudiantes de Bachillerato y el 49% de ESO de institutos con asignaturas suspensas no superó en los exámenes de septiembre ninguna materia pendiente) que se registraba en las pruebas extraordinarias de evaluación de septiembre y motivada también por el calendario de acceso e inicio de curso en la universidad.

    También recuerda que el adelanto de las pruebas extraordinarias de evaluación de septiembre a junio de 2018, está recogido en la orden de calendario escolar 2017/2018. Se trata, por lo tanto, de una circunstancia "prevista y conocida" por los centros desde hace un año para la que han adaptado su Programación General Anual y su Plan de actividades para junio de 2018.

    A su vez, expone que el nuevo calendario escolar "no implica un incremento del número de pruebas o exámenes que se realizan a los largo del curso, ni de aumento de días lectivos", pues se realizan a cargo de los mismos profesores que los alumnos han tenido durante el curso y teniendo la posibilidad de realizar actividades de apoyo y refuerzo.

    Con carácter general, todos los institutos finalizarán las pruebas extraordinarias de evaluación el 22 de junio, lo que "no interfiere en la participación de profesores en los procesos de oposición", ahondan las mismas fuentes.

    "Con esta medida, la Comunidad de Madrid pretende potenciar la evaluación continua y que los alumnos con asignaturas suspensas puedan realizar actividades de apoyo, refuerzo y tutorización en su centro y con sus propios profesores. Por su parte, aquellos alumnos con asignaturas aprobadas tienen programadas actividades de refuerzo, culturales, deportivas, recogidas en un plan específico diseñado por los propios centros", recalca la Consejería.

    Además, recalca que el nuevo calendario escolar también fomenta la "mejor organización" del inicio de curso en los institutos, ya que este anticipo de exámenes se aplica "desde hace tiempo" en las universidades españolas y está relacionado con la entrada en vigor del Plan Bolonia de reforma universitaria en Europa.

    Educación reivindica a su vez que la medida también fomenta la "conciliación de la vida familiar durante los meses de verano, así como su economía, ya que no tendrán que destinar dinero en verano para clases de refuerzo".

    Respecto a las acciones jurídicas anunciadas por el sindicato CCOO contra el calendario escolar, Educación expone que el pasado mes de marzo, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid ya rechazó un recurso interpuesto al considerar que el sindicato no tenía legitimación activa para recurrir plantear la impugnación del calendario.

    Para leer más