4 de agosto de 2020
23 de septiembre de 2009

Vecinos de Retiro acudirán a los tribunales al considerar que el aparcamiento conculca derechos en su patio de manzana

MADRID, 23 Sep. (EUROPA PRESS) -

Las comunidades de propietarios de las calles Maiquez, Sainz de Baranda, Doce de Octubre y Fernán González, en el distrito de Retiro, lo tienen claro: acudirán a los tribunales al considerar que el Ayuntamiento de Madrid no está respetando sus derechos con la futura construcción de un aparcamiento bajo su patio de manzana.

Así lo explicaba a Europa Press una portavoz de los vecinos, Begoña Fabrella, horas antes de que el asunto se apruebe por el Pleno de la Casa de la Villa este viernes, con el beneplácito en solitario del PP. "Es triste que el ciudadano tenga que ir a los juzgados para defenderse del Ayuntamiento", declaró. Un contencioso-administrativo es la respuesta.

Todo arrancó con el Plan Especial del patio de manzana puesto encima de la mesa, una iniciativa que parte de la promotora Fellow Partners y que no gusta nada a los vecinos ya que consideran que la intención de la empresa es "rentabilizar a tope" la zona, sin pensar en aquellos que allí residen.

Independientemente de que les guste más o menos la idea del aparcamiento, lo que los vecinos critican es que éste "debería adaptarse a lo que tienen" y no edificar uno de cuatro plantas porque para que eso se convierta en realidad necesitan hacer uso de un local comercial, una tienda de moda, situado en la finca de la calle Maiquez 64.

DE TIENDA A PASO DE PEATONES

Con el Plan Especial en la mano, dicha tienda se acabaría convirtiendo en un paso de peatones del aparcamiento. Y todo porque las grandes dimensiones del aparcamiento requieren, por seguridad, unas salidas de emergencias y unas entradas de paso también grandes, que implican la desaparición del local comercial.

"Se apropian del local comercial de nuestra finca, tiran un tabique y lo que hacen es romper la división horizontal de nuestra propiedad, lo que directamente choca con el derecho civil", sostuvo la portavoz vecinal.

Los vecinos reprochan también que con el aparcamiento tendrán que verse las caras con la nueva intensidad de uso, esto es, con el importante número de personas que entrarán y saldrán de él. "Eso nos afecta como comunidad de propietarios porque cuando compramos nuestras viviendas no lo hicimos con esas condiciones", argumentaron.

Pero a esta crítica se suma el temor. Y es que dicen tener miedo a que el futuro aparcamiento choque con la seguridad de sus viviendas. "Son casas muy viejas, con grietas, y con cualquier obra se nos pueden venir abajo", añadió la portavoz vecinal.

RETIRADA DEL PUNTO

Por su parte, el portavoz socialista de Urbanismo, Daniel Viondi, adelantó a Europa Press que solicitarán la retirada de este punto del orden del día del Pleno del viernes al considerar que el Plan Especial tiene como objetivo principal el garaje "aunque (desde el PP) no lo quieran reconocer".

Además, afirmó que durante todo el proceso no ha habido ni consulta ni información adecuada a los vecinos y puso como ejemplo el escrito entregado por la comunidad de propietarios la semana pasada a la delegada Pilar Martínez, que a día de hoy no ha contestado.

Por su parte, la coordinadora general de Urbanismo, Beatriz Lobón, contestó en la última comisión de Urbanismo que "no tiene sentido retirarlo" para argumentar que, con la llegada del aparcamiento, se reducirá la volumetría de la actual edificación del patio de manzana creando una superficie plana con terminación ajardinada mejorando las condiciones estéticas, de habilitabilidad, higiénicas y medioambientales.