23 de octubre de 2019
  • Martes, 22 de Octubre
  • 27 de agosto de 2014

    Detectan que centros imponen la librería donde se tienen que adquirir libros de texto

    Detectan que centros imponen la librería donde se tienen que adquirir libros de texto
    ARCHIVO

    MURCIA, 27 Ago. (EUROPA PRESS) -

    La Asociación Murciana de Consumidores y Usuarios (Consumur) ha detectado que algunos centros educativos "imponen la librería en la que se han de adquirir los libros de texto", una "irregularidad" que debe ser denunciada por los consumidores que se encuentren ante esa situación.

    Y es que, explica la asociación, los centros escolares "no pueden obligar a los padres a que adquieran los libros de texto ni el material escolar en ningún establecimiento concreto". La organización recomienda comparar los precios en distintos comercios.

    Por otro lado, la Federación de APAS de la Región de Murcia 'Juan González' y Consumur ya pidieron a la Consejería de Educación que "se impidiera el cambio de libros para el próximo curso escolar, previsto en la nueva Ley de Educación, hecho que agravaría la situación de muchas familias al no poder beneficiarse de los bancos de libros que llevan a cabo las AMPAS".

    En cuanto al material escolar, considera que "lo normal es que sean los padres los que decidan cuál es el más adecuado para sus hijos".

    En este sentido, para reducir el gasto, Consumur recomienda "comparar los precios en diversos comercios y comprar en aquellos donde se apliquen los máximos descuentos". También advierte que un establecimiento "pudiera tener precios competitivos en los libros de texto y no tanto en el resto del material escolar".

    En este aspecto, las marcas o la presencia de personajes famosos para los niños "determinan más el precio que la propia calidad del producto". "Un producto de una marca muy publicitada puede tener un precio bastante más caro que otro de nombre desconocido, sin que necesariamente existan diferencias en su calidad", por lo que se aconseja comparar precios y calidades de distintos productos y en varios establecimientos, indica.

    En cuanto al gasto relativo al uniforme y ropa de los niños, cabe destacar que el centro educativo "no puede obligar a los padres a adquirir la vestimenta en un establecimiento concreto, en el caso de que en ese centro se requiera el uso del uniforme, ya que existe total libertad para hacer la compra en el establecimiento que se estime oportuno".

    Sin embargo, aunque en el colegio elegido no sea necesario el uso del uniforme, los niños necesitan ropa y calzado para afrontar el curso. En este sentido, Consumur advierte que "se pueden realizar ahorros importantes escalonando las compras y ajustando éstas, en la medida de lo posible, a un presupuesto inicial, ya que existen grandes diferencias entre las marcas más conocidas y publicitadas y aquellas que no lo son, y también entre establecimientos".

    Respecto a comedores y transporte escolar, Consumur estima conveniente que los padres "se informen bien sobre la alimentación que los niños recibirán en el colegio, pidiendo al centro información sobre los menús, cualificación del personal del centro y medidas higiénicas y sanitarias".

    En cuanto al uso del transporte escolar, "es conveniente conocer las condiciones que ofrecen los centros para este tipo de transporte, no sólo la información relativa al precio, sino también en cuanto a las características y servicios que incluye".

    Consumur recomienda a los padres que tengan algún problema que acudan a la organización, donde recibirán información de manera personalizada, tanto a través de sus oficinas presenciales como virtuales. También podrá solicitar información llamando al Teléfono de Atención al Consumidor y Usuario '968 223082', o a través de la página web 'www.consumur.org'.