4 de julio de 2020
2 de junio de 2020

CROEM achaca la recuperación del mercado laboral al reinicio de algunas actividades económicas

MURCIA, 2 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Confederación Regional de Organizaciones Empresariales de Murcia (CROEM) ha valorado que el reinicio de algunas actividades económicas durante mayo ha determinado que el mercado laboral murciano se recupere "mínimamente" del "abrupto deterioro" sufrido desde marzo debido a las condiciones extraordinarias derivadas de la crisis sanitaria asociada a Covid-19.

"El mercado laboral murciano se recupera levemente de la crisis sanitaria asociada a la epidemia COVID-19 y el estado de alarma", según la patronal, que ha destacado que en mayo se produjo una "remontada" de la afiliación a la Seguridad Social y un "ligero descenso del desempleo".

En particular, en el último día del mes se contabilizaban 114.168 parados inscritos en las oficinas públicas de empleo. Esta cifra supone un descenso de 40 respecto al mes anterior, tras dos meses de fuertes alzas, con 5.827 en marzo y 6.896 en abril.

Esta evolución mensual (-0,04%), según CROEM, contrasta con el aumento nacional (+0,7%), mientras en términos anuales ambos territorios tienen resultados desfavorables (+19,5% en la Región, +25,3% en España).

Por sectores, el desempleo mejora en Construcción (-724) e Industria (-51), frente al aumento en Agricultura (+423), Servicios (+215) y el colectivo sin empleo anterior (+97). Por sexo, resultan particularmente perjudicadas las mujeres con 426 nuevas desempleadas, frente al descenso de 466 en varones y, por edades, salen perjudicados los mayores de 25 años (+37), frente al descenso de 77 parados en menores de esa edad.

A su vez, esta leve bajada del desempleo ha ido acompañado de un aumento en la ocupación media del mes. Así, en promedio se contabilizaron durante el mes pasado 10.927 afiliados más a la Seguridad Social, lo que supone un aumento del 1,9%, frente al 0,5% nacional, siendo la Región de Murcia la segunda comunidad con mayores subidas tras Islas Baleares que aumentó un +5,7%.

Este resultado no corrige el mal dato en términos anuales, el cual se cifra en una caída de 16.425 afiliados (-2,7%, el segundo porcentaje menos desfavorable tras el -2,3% de País Vasco, y frente al -4,6% de media nacional), añade la Confederación.

El empeoramiento anual en la afiliación a la Seguridad Social también se trasladó a la formalización de nuevos contratos, que registraron una drástica bajada del 37,8% con respecto a mayo de 2019 (se contabilizaron 79.253 contratos), dato del mismo signo que el nacional aunque considerablemente más moderado (-59%). Con respecto a la variación con el mes de abril, habría sido del +30,5%, frente al +26,4% nacional.