16 de septiembre de 2019
  • Domingo, 15 de Septiembre
  • 6 de junio de 2018

    CROEM prevé un crecimiento todavía positivo a medio plazo pero con tasas "más contenidas"

    La patronal considera que la llegada del AVE, la Autovía del Altiplano o el sistema de financiación autonómica "no admiten más demoras"

    CROEM prevé un crecimiento todavía positivo a medio plazo pero con tasas "más contenidas"
    EUROPA PRESS - ARCHIVO

    MURCIA, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

    La Confederación Regional de Organizaciones Empresariales de Murcia (CROEM) considera que van "tomando forma" las previsiones realizadas que apuntan en el medio plazo a un crecimiento todavía positivo y vigoroso en la Región de Murcia, pero con tasas "más contenidas que las inusualmente elevadas alcanzadas en el pasado reciente".

    Así aparecer reflejado en el Boletín de Coyuntura Económica de la patronal del mes de mayo de 2018, en el que se recoge que la fortaleza del crecimiento económico no ha cesado en la Región de Murcia durante el primer trimestre de 2018, si bien "comienzan a apreciarse ligeros síntomas de desaceleración en el mercado laboral, en el avance del tejido empresarial y en ciertas ramas de actividad como el comercio".

    La materialización de este escenario, según CROEM, se irá produciendo "a medida que vayan cesando los vientos de cola externos que habían impulsado hasta el momento el desempeño económico nacional y regional", según el Boletín al que ha tenido acceso Europa Press.

    Entre estos "vientos de cola externos", CROEM destaca "una política monetaria laxa, un tipo de cambio favorable, una cotización del petróleo reducida en términos relativos, la flexibilidad europea con el objetivo de déficit que ha permitido una política fiscal expansiva, y las tensiones geopolíticas en ciertos destinos que han beneficiado la recepción de turistas internacionales".

    Al tiempo, la patronal murciana advierte que surgen "inesperadas amenazas", como "el auge de populismos o la posibilidad de que algunos actores relevantes adopten medidas comerciales proteccionistas que distorsionarían el comercio internacional". En consecuencia, cree que es momento de hacer valer las fortalezas internas de la economía murciana, y de adoptar las medidas necesarias para contrarrestar las debilidades.

    Por ejemplo, CROEM destaca que las recientes lluvias han ofrecido un "alivio temporal" a la complicada situación agraria regional, pero la patronal sigue echando en falta "un Plan Nacional del Agua que resuelva de manera definitiva el déficit estructural de la cuenca de Segura".

    Asimismo, considera que la industria necesita "una apuesta decidida por aquellas ramas de mayor valor añadido" mientras en la actividad turística y hostelera "será necesario encontrar una solución que compatibilice satisfactoriamente los intereses económicos y sociales". Por su parte, el sector de la construcción "necesita que se agilicen aquellos proyectos estratégicos para la economía regional".

    La llegada de la Alta Velocidad a la capital, el desarrollo completo de la Autovía del Altiplano o los Arcos Norte y Noroeste "no admiten más demoras", según la patronal. Igual ocurre con el sistema de financiación autonómica, en el que, como ha remarcado recientemente el consejero murciano de Hacienda, "deben dejarse de lado las vaguedades e inconcreciones, y plantear la desaparición del statu quo que beneficia solo a algunas regiones, abogar por la equiparación de la financiación por habitante y la restructuración de la deuda de las autonomías infra financiadas".

    Afrontar los retos señalados, según CROEM, "resultaría un poco menos complicado en un entorno presidido por una deseable estabilidad institucional que facilite los acuerdos".

    RESUMEN EJECUTIVO

    CROEM remarca en su boletín que la economía mundial "consolidó una clara senda expansiva al comienzo de 2018", de manera que el crecimiento del PIB en el conjunto de la anualidad "podría alcanzar el 3,9%, el ritmo más elevado desde 2011, del que se beneficiaría la economía nacional, que mostró un crecimiento en línea con la anualidad anterior, aunque con cierta previsión a verse moderado".

    Por lo que respecta a la Región de Murcia, la información correspondiente a los primeros meses de 2018, todavía muy provisional, "adelantaría un ligero repunte para situar el crecimiento del PIB de nuevo en el entorno del 3% interanual en el primer trimestre, levemente por encima de la media nacional, impulsado principalmente por industria, obra pública y turismo", según CROEM.

    Más detalladamente, la patronal señala que la agricultura ha estado muy condicionada por la severa limitación de recursos hídricos, que ha afectado a algunas plantaciones vegetales, mientras la ganadería mejora y la pesca sigue su tendencia negativa; mientras que el sector industrial "tuvo un buen comportamiento, pese a no disfrutar de un efecto calendario positivo, aunque muy heterogéneo según al tipo de rama que hagamos referencia".

    En cuanto a la Construcción, CROEM destaca que este sector "mantiene en el primer trimestre del año su trayectoria ligeramente alcista en obra pública, con signos de cierta aceleración en la variante residencial favorecida por condiciones financieras todavía acomodaticias".

    La actividad terciaria, por su parte, "logra un alto ritmo de crecimiento en los primeros meses de 2018, similar al de la anualidad anterior, que se sustenta principalmente en la actividad turística, que contrarresta la desaceleración comercial".

    Este repunte económico, en parte inesperado, "no ha repercutido sin embargo de manera positiva ni en el tejido empresarial, que permanece relativamente estabilizado tras la enorme expansión experimentada entre 2013 y 2016", ni en la confianza de las empresas, que muestra un ligero retroceso, según CROEM.

    Por otra parte, el mercado laboral murciano registra en el primer trimestre de 2018 algunos síntomas de progresiva desaceleración y, aunque todavía mantiene tasas consistentes de creación de empleo, este se encuentra "ciertamente concentrado geográficamente en la ciudad de Murcia y alrededores, y Guadalentín", así como "sectorialmente en actividades relacionadas con el sector público y el comercio".

    Por su lado, CROEM remarca que la evolución de los precios se ha mostrado moderada, hecho que resulta positivo para ciudadanos y empresas, mientras tanto exportaciones como importaciones han reflejado caídas, condicionadas por el precio de los productos energéticos.

    En cualquier caso, la patronal advierte que las principales trabas provienen del sector público autonómico, pues Murcia es la única Comunidad Autónoma en la que se considera "muy improbable" el cumplimiento del objetico de déficit.

    En todo caso, no se advierten cambios relevantes para las perspectivas existentes a medio plazo, más allá de los derivados de la creciente incertidumbre política nacional que se suma a la ya existente en la comunidad catalana.

    En este sentido, lo previsible para la patronal sería "una moderación suave del ciclo económico a medio plazo que tiene su base, entre otros factores, en el aumento de los costes energéticos, en la esperada normalización de la política monetaria europea, en una actividad fiscal menos expansiva, el esclarecimiento de los acuerdos comercial de algunos de los principales socios comerciales de la Región (como Reino Unido y Estados Unidos) y en una progresiva corrección de algunos desequilibrios todavía existentes".