16 de octubre de 2019
  • Martes, 15 de Octubre
  • 7 de marzo de 2014

    Una estatua del emperador romano Augusto vuelve al centro de Cartagonova

    La alcaldesa anima a ciudadanos, comerciantes y hosteleros a ocupar y a dar vida a este entorno

    Una estatua del emperador romano Augusto vuelve al centro de Cartagonova
    AYUNTAMIENTO DE CARTAGENA

    CARTAGENA (MURCIA), 7 Mar. (EUROPA PRESS) -

    La alcaldesa de Cartagena, Pilar Barreiro, descubrió este jueves una estatua del emperador romano Augusto en la recientemente remodelada plaza de San Francisco, en Cartagena. Se trata de una reproducción en mármol blanco, escala 1:1, de la escultura hallada a escasos metros, en unas excavaciones de calle Adarve, en diciembre de 2002, y que presidió la Curia Romana de Cartagonova.

    Con ello el Ayuntamiento trata de incorporar referencias romanas en los espacios públicos más significativos de la antigua Cartagonova, como era su foro, el centro de la ciudad romana, en cuyo ámbito se encuentra la plaza de San Francisco, según han informado fuentes municipales.

    Las ya terminadas obras de remodelación de esta plaza han sido la ocasión propicia para incorporar este elemento en uno de sus extremos. La réplica ha sido realizada por Jorge Aznar, un escultor conocido en la ciudad por ser el autor del marinero de reemplazo de la plaza del Ayuntamiento. La imagen se ha colocado sobre un pedestal en una de las esquinas de la plaza, y es la primera escultura romana que se incorpora al paisaje urbano del Casco Histórico.

    Junto a Augusto también se han colocado dos grandes cubos de piedra que muestran la Ciudad Romana y el Foro Romano, con la idea de que constituyan el inicio de la ruta turística por la Cartagena romana.

    La alcaldesa, acompañada por miembros de la Corporación municipal, representantes de asociaciones e instituciones de la ciudad, como el presidente de la Cámara de Comercio, Miguel Martínez, y de la Federación de Asociaciones de Vecinos, Leandro Sánchez, fue la encargada de descubrir la réplica, que coincide en el tiempo con la celebración mundial del bimilenario de la muerte del emperador romano.

    Barreiro animó a los ciudadanos, comerciantes y hosteleros a ocupar la plaza y darle vida. En este sentido recordó que la remodelación de la plaza de San Francisco se enmarca en la línea de revitalización del centro histórico acometida en otras zonas como la calle del Carmen o Puerta de Murcia.

    "Nosotros hacemos las infraestrcuturas y creamos las condiciones, pero ahora es el turno de los emprendedores y ciudadanos", aseguró. Para ello recordó los incentivos de 400.000 que en 2014 y 2015 concederá el Ayuntamiento para la instalación y modernización de negocios en el entorno.

    Por su parte el escultor Jorge Aznar comentó que la realización de esta réplica ha sido un reto profesional, pues nunca había realizado una estatua de estas dimensiones. Reconoció que había tenido poco tiempo para hacerla, seis meses, pero se siente satisfecho con el resultado.

    TOGADO CAPITE VELATO

    La escultura, cuyo original se encuentra en el Museo del Teatro Romano, se denomina Togado Capite Velato. Es de dimensiones mayores del natural y presidía la curia o sala de reunión del senado local emplazada en el foro romano de Carthago Nova. Representa una imagen masculina estante, viste túnica con toga levantada sobre la cabeza.

    El modelo iconográfico que muestra la escultura reproduce muy de cerca el del Augusto de la vía Labicana, que se utilizó especialmente a comienzos de edad imperial para representar al emperador como Pontifex Maximus.

    El foro de Carthago Nova estaba situado en la zona central de su casco urbano, era el centro administrativo, comercial y religioso de la ciudad, sus restos coinciden en parte con la actual Plaza San Francisco.

    La plaza del foro estaba presidida en su extremo norte por el templo capitolino, sobreelevado con podium respecto a la plaza, enfatizando la esfera religiosa frente a la terrenal y cotidiana. En el lado opuesto, una fila de tabernae o tiendas, cerraba la misma, ahora dibujadas sobre la nueva pavimentación de la plaza.

    En la parte posterior de las tabernae se ubicó un pórtico doble y junto a él, en la esquina suroriental del Foro, se erigió un edificio de carácter religioso interpretado como la sede de un Colegio Augustal, donde los sacerdotes prepararían las ceremonias del culto imperial, parte de estos edificios están conservados en la actualidad en el Augusteum.

    En la esquina septentrional de la plaza se construyó la curia, sede del gobierno municipal donde se reunía el senado local para tratar los asuntos administrativos de la colonia, gran parte de su estructura se conserva bajo el actual Centro de Salud y la calle Adarve.

    Para leer más