2 de diciembre de 2020
12 de enero de 2020

Moderar el consumo y ser precavidos ante los créditos rápidos, clave para afrontar la 'cuesta de enero'

Moderar el consumo y ser precavidos ante los créditos rápidos, clave para afrontar la 'cuesta de enero'
Una mujer pasea junto a una tienda de moda de Madrid, en la que se ofertan las segundas rebajas con ofertas de hasta el 60%. - RICARDO RUBIO - EUROPA PRESS

MURCIA, 12 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Asociación de Consumidores y Usuarios en Red, Consumur, con el fin de ayudar a los consumidores y usuarios a afrontar la temida 'cuesta de enero', ha elaborado una serie de consejos y recomendaciones para fomentar el ahorro.

"Es muy importante el hecho de que las familias aprendan a valorar la necesidad de moderar el consumo, así como tener precaución ante el espejismo de los créditos rápidos de pequeña cuantía y elevados intereses, ya que aunque representan una solución a corto plazo para satisfacer necesidades o deseos puntuales, pueden convertirse en un problema para numerosas familias que ya tienen elevados niveles de endeudamiento", señalan.

Consumur ha elaborado un decálogo de consejos para ahorrar en este periodo, unas recomendaciones que inciden en la necesidad de reducir al máximo los costes "para evitar sorpresas", es preferible ajustar los gastos a su nivel de ingresos y, en la medida de lo posible, crear un "colchón monetario".

También hay que tener en cuenta que la diferencia entre los ingresos y los gastos mensuales es el dinero del que se dispone para asumir nuevas deudas, pagos a plazos y compras con tarjeta, entre otros. Las deudas, por encima de esa cantidad, provocarán una situación previa de endeudamiento.

Se han de racionalizar los gastos fijos. Es muy importante aprender a ahorrar en la compra de alimentos, evitando, por ejemplo, la compra de productos precocinados, normalmente más caros, potenciando de esta forma la cocina tradicional.

En la medida de lo posible, se debe intentar pagar las compras realizadas al contado, evitando el uso excesivo de las tarjetas de crédito. El uso ilimitado de éstas puede generar un consumo compulsivo e irracional en el consumidor.

En este sentido, recuerdan que en el uso de la tarjeta de crédito es conveniente valorar cuántas se tienen y reducir el importe para ahorrar dinero, así como cuotas anuales de mantenimiento. Y en el caso de la unidad familiar, es conveniente que sus miembros no operen con más de dos cuentas bancarias o entidades financieras, así como tener en cuenta los gastos de mantenimiento de las mismas.

Por otro lado, antes de contratar un préstamo, se han de conocer y valorar detenidamente las condiciones del mismo (intereses, plazos, cláusulas). Si se va a adquirir un préstamo al consumo, se ha de evaluar previamente en qué medida se incrementan los gastos fijos y la verdadera necesidad del producto o servicio que se va a adquirir, así como estudiar la posibilidad de modificar los tipos de interés mediante otras vías, con el fin de ahorrar intereses y cuota mensual.

Del mismo modo, se ha de prestar una especial atención a los denominados créditos rápidos o de dinero Express. Ese tipo de créditos cobran unas elevadas comisiones e intereses, por lo que acaban saliendo mucho más caros que los préstamos al consumo.

Por último, Consumur insta a los consumidores y usuarios que deseen recibir más información, que acudan a la organización presencialmente, llamando al Teléfono de Atención al Consumidor y Usuario, '968223082', o visitando su web http://consumur.org.