17 de octubre de 2019
24 de febrero de 2008

Ana Pastor sitúa a miembros del PSOE en el intento de agresión a consejeros de Madrid y lo tacha de "vergüenza"

PONTEVEDRA, 24 Feb. (EUROPA PRESS) -

La secretaria ejecutiva de Política Social del Partido Popular y candidata popular al Congreso por la provincia de Pontevedra, Ana Pastor, calificó hoy de "vergüenza" que "concejales y ex concejales del PSOE" participasen en el intento de agresión a dos consejeros de la Comunidad de Madrid y frente a ello, defendió el "cambio tranquilo" para las próximas elecciones generales.

"Nosotros tranquilos, alegres, cambiando la sociedad y arrasando", subrayó durante un acto con jóvenes en Pontevedra junto al presidente del PPdeG, Alberto Núñez Feijóo, en el que acusó al Gobierno socialista de "vender humo" a los jóvenes, sector de la población que cree que fue al que "más falló" el jefe del Ejecutivo estatal, José Luis Rodríguez Zapatero.

En ese sentido, Pastor criticó la política de empleo de la pasada legislatura, y explicó que los jóvenes españoles tienen la tasa de paro más alta de la UE: el 23 por ciento. "Eso es lo que les duele. Sois los jóvenes de la UE que más trabajáis en empleos con menor formación de la que tenéis", destacó. Así, lamentó las "bajas retribuciones" de los jóvenes españoles entre los que, subrayó "hay cuatrocientoseuristas, quinientoseuristas y seiscientoseuristas".

La dirigente popular también criticó la política de vivienda del Gobierno Zapatero, ya que, según sus cálculos, los jóvenes españoles destinan más del 65 por ciento de su sueldo a esta materia. En ese sentido, criticó la actuación del Ministerio de Vivienda durante esta legislatura por "los minipisos o las zapatillas de Trujillo -ex ministra de Vivienda--".

Asimismo, criticó la política del ministro de Sanidad, Bernat Soria, por comparar a las mujeres con "cilindros, diábolos y campanas". "Yo tengo muchas energías y no digo chorradas" como el "modisto Soria", manifestó Ana Pastor a la presidenta de Nuevas Generaciones del PP, María Seoane, quien previamente la había presentado como "la vicepresidenta del próximo Gobierno". "Luego te invito a pulpo y a unas cañas", bromeó la ex ministra de Sanidad.