18 de octubre de 2019
4 de junio de 2008

La APM pide "explicaciones" públicas a la presidenta del Tribunal Constitucional por su conducta

MADRID, 4 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Asociación Profesional de la Magistratura (APM) ha pedido "explicaciones" públicas a la presidenta del Tribunal Constitucional, María Emilia Casas, después de que un periódico nacional reprodujera hoy la conversación telefónica íntegra mantenida con una abogada que se encuentra en prisión preventiva acusada del asesinato de su marido.

"La conversación pone de manifiesto que la presidenta ha hecho algo que por su importancia, y respetabilidad que exige el cargo no debía de haber hecho", indicó en declaraciones a Europa Press el portavoz de la APM, Antonio García.

García destacó que hasta el momento Casas "no ha dado ninguna explicación para intentar aclarar de primera mano y por ella misma los motivos por los que habla con esta persona por iniciativa propia".

EXCESO DE 'BUENISMO'.

El portavoz de la APM añadió que en opinión de la asociación la presidenta del TC debería al menos reconocer "que ha cometido un desliz" aunque matizó que el error se produjo "por un exceso bienintencionado de querer atender una cuestión sensible". "Se trató de un exceso de 'buenismo'", dijo.

Por ello García considera que la conducta de la presidenta "no merece reproche penal" aunque sí de otro tipo de "reprimenda", la ética y deontológica.

"No queremos que los ciudadanos crean que estas cosas pueden ser realizadas por cargos de tantísima trascendencia ya que esto puede dañar la imagen del Constitucional y dar lugar a polémicas que no favorecen a un órgano que está ya bajo mínimos", agregó.

La juez de Valdemoro (Madrid) que investiga a la interlocutora de Casas en dicha conversación elevó una exposición razonada al Tribunal Supremo por si de la escucha realizada en el marco de la investigación por el asesinato del ex marido de la abogada interlocutora de Casas, puede derivarse alguna responsabilidad de la presidenta en un delito de asesoramiento ilegal. El alto tribunal se pronunciará a este respecto en los próximos días.

El propio Tribunal Constitucional sanciona en su reglamento esta conducta. El artículo 23 de la Ley Orgánica del TC señala que los magistrados de esta institución "deben ser cesados si incurren en cualquier tipo de incompatibilidad sobrevenida" mientras que el artículo 389 de la Ley Orgánica del Poder Judicial aclara que "el cargo de magistrado es incompatible con cualquier tipo de asesoramiento legal".

JpD: "CONSEJO Y NO ASESORAMIENTO"

Por su parte, el portavoz de Jueces para la Democracia (JpD), Jaime Tapia, restó importancia a la conversación de Casas al considerar que se dedicó a "aconsejar y no a asesorar" a su interlocutora. "A veces hay personas que te llaman porque tienen un problema y hay que atenderlas, escucharlas y darles confort", justificó.

Del mismo modo, indicó que la frase "si alguna vez recurre en amparo, pues ya me vuelve a llamar", atribuida a Casas, es "muy ambigua". Según dijo, "es muy habitual que algunos ciudadanos llamen al juez, le pregunten cuánto va a tardar un asunto o qué trámites se van a seguir". "Otra cosa muy diferente es si la presidenta del TC dijera 'Tranquila, que yo te lo voy a arreglar'", apostilló.