22 de septiembre de 2019
  • Sábado, 21 de Septiembre
  • 29 de noviembre de 2009

    Av.- El guardia civil herido está siendo intervenido quirúrgicamente, pero su vida no corre peligro

    MADRID, 29 Nov. (EUROPA PRESS) -

    El guardia civil que ha sido tiroteado está madrugada en la casa cuartel de Leitza está siendo intervenido quirúrgicamente de una fractura en el brazo en la Clínica Universitaria de Navarra de Pamplona, aunque su vida no corre peligro, según informó a Europa Press la Delegación del Gobierno. Las mismas fuentes no quisieron precisar si las heridas causadas en el brazo fueron provocadas por un impacto de bala.

    El suceso se produjo alrededor de las 03:30 horas de este domingo cuando el agente se percató de movimientos fuera de la casa cuartel y al ir a identificar a los sospechosos se produjo el tiroteo, según fuentes de la lucha antiterrorista. Al parecer, los autores de los disparos estaban tratando de colocar un artefacto explosivo en las inmediaciones del complejo.