1 de marzo de 2021
25 de junio de 2014

Caamaño confirma que ya empezó a entregar documentación contable a la jueza y que no hay ingresos de Vendex

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 25 Jun. (EUROPA PRESS) -

El secretario provincial del PSOE de A Coruña, Francisco Caamaño, ha confirmado este miércoles que su partido ya empezó a entregar documentación contable a la jueza instructora de la Operación Pokémon, Pilar de Lara. "Entregamos toda la contabilidad que tenemos en la provincial, tal y como se está requiriendo", ha sostenido.

Además, en declaraciones a V Televisión recogidas por Europa Press, el también diputado autonómico ha aseverado que en las cuentas de la agrupación provincial "no figura ningún tipo de ingreso" del Grupo Vendex.

De todos modos, lo que ha aclarado es que todavía no está comprobado que esas aportaciones de ciertas empresas a partidos políticos se hayan producido. "Estamos en inicios de una pesquisa judicial y hasta que la jueza no declare que existen indicios de racionalidad, hablamos de meras conjeturas más que de datos ciertos", ha puntualizado, minimizando así "un informe hecho por alguien", en este caso, el Servicio de Vigilancia Aduanera.

Precisamente porque la jueza no se ha pronunciado todavía, como ha dicho Caamaño, el PSdeG no tiene previsto tomar ningún tipo de medida con los imputados. "El criterio (...) es no exigir responsabilidades políticas hasta que no haya criterios racionales de criminalidad", ha explicado, para postergar cualquier decisión hasta que exista "un auto de procesamiento". "Con independencia de que --el cargo público en cuestión-- sea culpable o inocente", ha apostillado.

Cuestionado sobre la frecuencia con que a un político se le ofrecen regalos o dinero, el exministro de Justicia ha transmitido su "experiencia": "Desde que soy secretario provincial no se me acercó nadie, ni empresa concesionaria ni no concesionaria, a ofrecerme financiación para el PSOE".

Dicho esto, Francisco Caamaño ha añadido que él no puede decir que "no ocurriera en parte" o que no se diesen ciertas "prácticas", pero lo que ha mantenido es que él no puede "constatar" ese proceder y que tampoco tiene "constancia" de que se haya producido.