4 de diciembre de 2020
27 de junio de 2006

El CGPJ "llama al respeto" ante las críticas realizadas a Marlaska que "sobrepasan los cánones de racionalidad"

MADRID, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Permanente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) acordó hoy, por tres votos a favor y dos en contra, hacer "una llamada al respeto que merecen las resoluciones adoptadas por los integrantes del Poder Judicial", ya que, en su opinión, el "cúmulo" de las críticas realizadas por representantes políticos contra las actuaciones del juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande-Marlaska "sobrepasan los mínimos cánones de respeto y racionalidad".

Los vocales de mayoría conservadora del Consejo, el presidente del órgano de Gobierno de los jueces, Francisco José Hernando, su portavoz, Enrique López, y Javier Laorden, votaron a favor de que la Comisión Permanente se pronunciara "ante el cúmulo de descalificaciones realizadas por distintos responsables políticos, en torno a las recientes actuaciones acordadas por el Magistrado del Juzgado Central de Instrucción número 5", por su investigación de la red de extorsión de ETA desarticulada.

En cambio, los vocales de la minoría progresista que forman parte de la Comisión, Juan Carlos Campo Moreno y Luis Aguiar de Luque, votaron en contra, al entender que las críticas realizadas contra el juez Grande-Marlaska entran dentro del campo de la libertad de expresión, según explicó a los medios de comunicación Enrique López.

El acuerdo finalmente alcanzado afirma que las críticas recibidas por Grande-Marlaska "resultan incompatibles con el debido respeto al Poder Judicial, y tienen por finalidad no sólo la crítica de las resoluciones, sino además, la deslegitimación social del magistrado que, en el ejercicio de su función jurisdiccional, las ha adoptado".

Por ello, "el Consejo General del Poder Judicial solicita que las críticas que se realicen a propósito de ellas no traspasen los límites que impone el principio de división de poderes inherente al Estado de Derecho".

El acuerdo también incluye "que la crítica de las resoluciones judiciales resulta siempre lícita y deseable en un Estado de Derecho, pero no permite ni puede amparar los ataques personales ni la deslegitimación de los jueces y magistrados titulares del Poder Judicial".

TRASLADA AL PLENO

Por otra parte, la Comisión Permanente ha estudiado dos cuestiones planteadas por la Sala de Gobierno del Tribunal Supremo, una es una queja por la tardanza del CGPJ en nombrar a magistrados que cubran las vacantes del alto tribunal y la otra denuncia la proposición no de Ley aprobada por el Parlamento vasco el pasado 17 de mayo contra la denominada "doctrina Parot", ya que la consideran una intromisión en su labor jurisdiccional.

En este último caso, la Permanente decidió por unanimidad elevarla al Pleno, para que sea este órgano el que trate la proposición no de Ley del Parlamento Vasco que muestra "su rechazo al cambio de criterio manifestado por el Tribunal Supremo en materia de acumulación y redención de penas impuestas conforme al Código Penal de 1973", en el caso del etarra Henri Parot.

Según el Parlamento vasco, dicho cambio "viene a infringir los principios de legalidad, de seguridad jurídica y de irretroactividad de las disposiciones sancionadoras no favorables o restrictivas de derechos individuales", por lo que solicita "a los órganos e instancias competentes que apliquen la normativa en el mismo sentido en que lo venían haciendo con anterioridad al cambio operado con la sentencia 197/2006", dictada en el "caso Parot".