11 de agosto de 2020
12 de julio de 2020

Cs entra en el Parlamento vasco con un diputado gracias a la coalición con PP y se queda de nuevo fuera en Galicia

Elecciones Galicia y Euskadi 12 de julio 2020 | Directo: últimas noticias

La alianza PP+Cs, por la que apostó Inés Arrimadas, obtiene cinco diputados, frente a los nueve que lograron los 'populares' en 2016

Cs entra en el Parlamento vasco con un diputado gracias a la coalición con PP y se queda de nuevo fuera en Galicia
La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, el candidato a lehendakari de PP+Cs, Carlos Itúrgaiz, y el presidente del Partido Popular, Pablo Casado, en un acto electoral en Guernica (Vizcaya). - POOL

Elecciones Galicia y Euskadi 12 de julio 2020 | Directo: últimas noticias

Resultados de las elecciones en el País Vasco

Resultados de las elecciones en Galicia

La alianza PP+Cs, por la que apostó Inés Arrimadas, obtiene cinco diputados, frente a los nueve que lograron los 'populares' en 2016

MADRID, 12 Jul. (EUROPA PRESS) -

Ciudadanos ha logrado entrar en el Parlamento vasco con un diputado gracias a la coalición con el Partido Popular, PP+Cs, mientras que en Galicia se ha vuelto a quedar sin representación parlamentaria en las elecciones autonómicas celebradas este domingo.

Con el 99,34% de las papeletas escrutadas, la alianza entre los 'populares' y la formación naranja en Euskadi ha obtenido un 6,76% de los votos, que se traducen en cinco escaños: tres por Álava, uno por Vizcaya y otro por Guipúzcoa. Es la quinta fuerza política, por detrás del Partido Nacionalista Vasco (PNV), EH Bildu, el PSE y Podemos.

Entre los diputados que tendrán asiento en el Parlamento vasco hay cuatro del PP, incluido el candidato a lehendakari, Carlos Iturgaiz --que encabezaba la lista por Vizcaya--, y uno de Cs, José Manuel Gil, que era el 'número tres' por Álava. Quien se ha quedado sin escaño es el líder de Cs en Euskadi, Luis Gordillo, que seguía a Iturgaiz en la candidatura vizcaína.

En el caso de Galicia, con el 98,13% de los votos contados, Ciudadanos ha recibido el 0,74% y ha sido el sexto partido más votado, por detrás del PP, el Bloque Nacionalista Galego (BNG), el PSdeG-PSOE, Podemos y Vox.

DOS TERRITORIOS DIFÍCILES

Estas son las primeras elecciones a las que concurre Cs desde que Inés Arrimadas fuera elegida como presidenta a principios de marzo y tras el reciente giro estratégico del partido, que ha alcanzado acuerdos con el Gobierno de Pedro Sánchez para hacer frente a la crisis del coronavirus.

El reto no era fácil, pues el País Vasco y Galicia son las comunidades donde la formación naranja suele obtener sus peores resultados electorales y las únicas donde no conseguía obtener representación en los Parlamentos regionales.

En 2016, al concurrir por primera vez a unas elecciones autonómicas en Galicia, Cs recibió 48.553 votos, el 3,38%. Fue la quinta fuerza parlamentaria, por detrás del PP (47,56%, 41 escaños), En Marea (19,07%, 14), el PSdeG-PSOE (17,87%, 14) y el BNG (8,33%, 6).

En cuanto al País Vasco, en su estreno en las autonómicas de hace cuatro años logró 21.477 votos, tan solo un 2,03% del total, y fue el sexto partido más votado, por detrás del PNV, EH Bildu, Podemos, el PSOE y el PP. El mejor resultado lo registró en Álava, con un 3,19% de los votos, pero no le bastó para entrar en la Cámara legislativa.

En esta comunidad, el panorama electoral para Ciudadanos en solitario era aún más complicado que en Galicia, ya que nunca ha tenido diputados en el Congreso por las provincias vascas y, en cambio, llegó a tener un escaño por A Coruña y otro por Pontevedra.

EL LÍDER DE Cs EN EUSKADI SE QUEDA SIN ESCAÑO

Ahora, la alianza con el PP ha favorecido la entrada del partido naranja en el Parlamento vasco. Es una situación similar a la de Navarra, donde, pese a ser otro territorio difícil para Cs, actualmente tiene representantes porque a las últimas elecciones autonómicas se presentó en la coalición Navarra Suma, junto al PP y a Unión del Pueblo Navarro (UPN).

Tras los comicios de este domingo, la formación liberal tiene representación en todos los Parlamentos autonómicos excepto el de Galicia.

A principios de este año, Arrimadas propuso alcanzar coaliciones electorales "transversales" en el País Vasco y Galicia --cuando las elecciones autonómicas estaban convocadas para abril-- y en la futura cita electoral en Cataluña para sumar fuerzas frente al nacionalismo en las urnas.

Sin embargo, en Galicia, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez-Feijóo, lo rechazó, y solo se forjó una alianza con el PP en Euskadi. Pero aunque Cs haya entrado en el Parlamento vasco, los cinco escaños obtenidos por la coalición PP+Cs están lejos de los nueve que consiguieron los 'populares' en las autonómicas de 2016, con Alfonso Alonso como candidato a lehendakari.

Tanto en Galicia como en el País Vasco, Ciudadanos suele conseguir mejores resultados en las elecciones generales que en las autonómicas y las municipales, debido en parte a que su implantación territorial es menor.

En Galicia, una de las principales dificultades a las que se enfrenta Cs es la larga hegemonía del PP, y tampoco han ayudado las crisis internas que ha atravesado el partido en los últimos años. En el caso de Euskadi, su posicionamiento contrario a los derechos históricos de los territorios forales, como el Concierto --el sistema fiscal propio vasco-- y sus críticas al cálculo del Cupo resultaba impopular.

SU MEJOR RESULTADO EN EUSKADI, EN 2015

La primera vez que Ciudadanos concurrió a un proceso electoral en el País Vasco, las europeas de 2014, recibió 6.262 votos, un 0,84%. En las municipales de 2015, sus resultados mejoraron, al crecer hasta los 16.953 votos y el 1,59%, pero solo consiguió dos concejales.

Fue en los comicios generales de ese mismo año cuando obtuvo su mejor resultado en Euskadi, con 50.268 votos y un 4,14%, aunque no fue suficiente para conseguir representación en el Congreso. En cualquier caso, el porcentaje fue muy inferior al dato de ámbito nacional, que alcanzó el 13,94%.

Con la repetición electoral de junio de 2016, perdió casi 10.000 votos en esta comunidad al bajar a 40.740, el 3,55% del total. Tres años más tarde, en las generales de abril de 2019, los resultados en el País Vasco apenas variaron: 40.366 votos, el 3,18% --frente al 15,86% del resultado nacional--, y se quedó de nuevo sin representación en la Cámara Baja.

El peor resultado para Cs en Euskadi llegó en las municipales de mayo de 2019, con 11.287 votos que representaban el 1,01%. En los comicios europeos, celebrados en la misma fecha, le fue algo mejor: 30.464 votos y el 2,74%.

Y en la última cita electoral, las generales de noviembre de 2019 --cuando el partido naranja se hundió en las urnas al dejarse 47 escaños--, perdió 27.000 votos en el País Vasco, quedándose con 13.279, el 2,46%, y siendo superado por primera vez por Vox.

EN GALICIA, SIEMPRE POR DEBAJO DEL 12%

En cuanto a Galicia, la primera vez que Ciudadanos participó en un proceso electoral fue también en las europeas de 2014, donde consiguió 16.484 votos, el 1,62%. Un año después, en los comicios municipales de 2015, mejoró hasta alcanzar los 28.392 votos (1,92%), que le valieron 16 concejales.

En las generales de final de año, el apoyo en esta comunidad aumentó a 148.852 votos, el 9,06%, lo que le permitió entrar en el Congreso con una diputada por A Coruña. Aun así, ese porcentaje estaba 5 puntos porcentuales por debajo del 13,94% que registró en el voto nacional.

Sin embargo, con la repetición de los comicios en junio de 2016, perdió más de 13.000 votos en Galicia. Con 135.125 papeletas y un 8,62% --frente al 13,06% anotado a nivel nacional--, no logró revalidar su único escaño por esta comunidad.

En las elecciones al Parlamento gallego, en septiembre de ese mismo año, se quedó lejos de los resultados registrados en las generales, con un 3,38% y 48.553 votos.

El mejor resultado de Cs hasta la fecha en Galicia lo logró en abril de 2019, cuando también consiguió su mayor éxito en unas elecciones generales, sumando 57 escaños. Con 184.045 votos y un 11,18%, obtuvo un diputado por Pontevedra y otro por A Coruña.

El respaldo electoral bajó en las siguientes elecciones, las municipales de mayo, aunque pasó de los 16 concejales que logró en Galicia en 2015 a 33. A la vez se celebraron las europeas, en las que recibió 97.416 votos, el 6,68%.

Por último, en los comicios generales de noviembre de 2019, cuando Ciudadanos se hundió al perder más de 2,5 millones de votos en toda España y pasar de 57 diputados a diez, el resultado en Galicia tampoco fue bueno. Con 64.661 votos en esta comunidad, el 4,35% --siete puntos menos que en abril-- pasó de la cuarta a la sexta posición, al ser superado por el BNG y por Vox.

Contador

Lo más leído en España