29 de noviembre de 2020
1 de abril de 2007

Duran se queja de que el Congreso vete un viaje de la Comisión de Exteriores a Ucrania y lo ve "un error político"

MADRID, 1 Abr. (EUROPA PRESS) -

El portavoz parlamentario de CiU y presidente de la Comisión de Exteriores del Congreso, Josep Antoni Duran i Lleida, ha remitido un escrito a la Mesa de la Cámara Baja, en el que tacha de "error político" su decisión de no autorizar al órgano parlamentario que él preside este órgano para autorizar una visita a Ucrania.

Ante la petición de Duran para viajar a la ex república soviética, el órgano de gobierno de la Cámara Baja le recordó que el Congreso tiene un Grupo de Amistad con la Rada de Ucrania y que consideraba más conveniente que fuese la delegación española de dicho grupo la que atendiese la invitación ucraniana.

"Respeto y acato, por supuesto, dicha decisión, pero debo dejar constancia ante la Mesa de que creo un enorme error político que se vuelva a limitar los contactos políticos en aquellos casos en que existe Grupo de Amistad, a la delegación española que lo integra en detrimento de la Comisión de Exteriores", se queja Duran, en un escrito al que tuvo acceso Europa Press.

UN GRUPO DE AMISTAD NO ES LO MISMO.

En este sentido, señala, recordando que éste es también el criterio de la Mesa y de la Junta de Portavoces, que los grupos de amistad y la Comisión de Exteriores tiene una "naturaleza política completamente distinta" y que el contenido político de los contactos que realizan los primeros dista mucho del que, por ejemplo, alcanzaron las entrevistas que mantuvieron los miembros de su comisión en sus viajes a Estados Unidos, Irán o Turquía.

"Sinceramente, no veo al número dos del Departamento de Estado o al negociador iraní sobre el tema nuclear reuniéndose y debatiendo abiertamente con una delegación tan amplia como la que integran los grupos de amistad", aduce.

Duran pone fin a su escrito reiterando que, como no podría ser de otra manera, acata y respeta la decisión de la Mesa del Congreso, pero pero reitera que, en su opinión, es "políticamente desacertada".