23 de agosto de 2019
17 de julio de 2008

La familia del teniente muerto en junio en Bosnia expone hoy en Madrid sus "quejas" por el trato recibido de Defensa

MADRID, 17 Jul. (EUROPA PRESS) -

Varios familiares del teniente del Ejército de Tierra Santiago Hormigo Ledesma, fallecido junto al sargento Joaquín López Moreno el pasado 19 de junio en un accidente de helicóptero en Bosnia, comparecerán hoy en rueda de prensa en la sede de la Asociación Unificada de Militares Españoles (AUME) en Madrid para exponer sus "quejas" sobre el trato recibido del Ministerio de Defensa, según confirmaron a Europa Press fuentes de la asociación castrense.

Las fuentes consultadas explicaron que el padre del fallecido será previsiblemente uno de los participantes en la comparecencia que se celebrará a partir de las 11.30 horas, junto a varios familiares que fueron los encargados de acompañar el féretro del teniente Hormigo desde su llegada a la Base Aérea de Torrejón de Ardoz (Madrid) hasta Miguelturra (Ciudad Real), la localidad en que residía.

Señalaron además que AUME ha puesto a disposición de los familiares toda su ayuda y que les ha ofrecido celebrar en su sede madrileña la rueda de prensa para que pueda informar "con detalle" de todo lo sucedido desde que el teniente perdió la vida en el país balcánico hasta que su féretro llegó a Miguelturra para ser velado y posteriormente incinerado.

En un comunicado, AUME señaló que ha ofrecido a la familia "su apoyo y solidaridad" tras "tener conocimiento de las críticas y quejas" por el trato recibido cuando recibió el cuerpo del militar, respaldo que fue aceptado por los familiares que comparecerán "para explicar y dar cuenta de los hechos y circunstancias que han motivado su malestar ante la falta de respuesta y de explicaciones por parte de representantes de la Administración Pública".

Según informó el pasado lunes el diario El Mundo, los familiares del teniente Hormigo aseguran que tuvieron muchos problemas para que el Ejército les entregara los restos mortales del difunto, recibieron un "trato denigrante", sufrieron retrasos y "malas palabras" y recibieron "informaciones a medias" que estuvieron a punto de impedir que pudieran velar el cuerpo antes de la hora prevista para su incineración.

El teniente Hormigo Ledesma y el sargento López Moreno fallecieron en Bosnia junto a dos oficiales alemanes el 19 de junio al estrellarse el helicóptero Bolkow BO105 en el que viajaban cuando sobrevolaba una zona boscosa en la región de Banja Luka, apenas 30 minutos después de su salida de Camp Butmir, el Cuartel General de la misión EUFOR Bosnia, emplazado en Sarajevo.

Tras la identificación de los cuerpos de los dos españoles, sus cadáveres fueron repatriados a España en una avión de la Fuerza Aérea española y las Fuerzas Aeromóviles del Ejército de Tierra (FAMET) --la unidad de pertenencia de los dos militares-- celebraron en su Cuartel General, en Colmenar Viejo (Madrid), la misa funeral por el sargento. El funeral por el teniente Hormigo Ledesma, por deseo de la familia, se celebró en la intimidad.