13 de agosto de 2020
4 de abril de 2008

El grupo ERC-IU-ICV podrá repartirse 144.000 euros al año, presencia en comisiones, acceso a secretos y spots en 2012

Al crear grupo en el Congreso, IU se asegura la subvención por 'mailing' y rebajar la deuda con los bancos

MADRID, 4 Abr. (EUROPA PRESS) -

El grupo parlamentario que van a formar Esquerra Republicana (ERC), Izquierda Unida (IU) e Iniciativa per Catalunya (ICV) en el Congreso gracias a la cesión temporal de los dos diputados del BNG podrá repartirse la subvención mensual de 12.000 euros que se otorga a cada grupo, presencia y portavocías en las comisiones de la Cámara, voz en las sesiones de control, acceso a secretos oficiales e incluso los anuncios de propaganda electoral que se emitirán en los medios de comunicación públicos en las generales de 2012, se informó a Europa Press en fuentes parlamentarias.

Tener grupo propio en el Congreso supone grandes ventajas políticas, económicas y de medios. Así, la formación que cuenta con grupo tiene garantizado al menos un representante en todas las comisiones parlamentarias, en la Diputación Permanente (el órgano que sustituye al Pleno en los periodos no ordinarios de sesiones) y en la Junta de Portavoces que ordena las sesiones plenarias.

DUPLICAR LOS ASIENTOS DE LAS MINORÍAS.

Si estos cuatro partidos hubiesen continuado en el Grupo Mixto junto con Coalición Canaria, Nafarroa Bai y UPyD, la presencia en las comisiones y en la Junta de Portavoces tendría que repartirse entre siete. Con el nuevo grupo, ERC e IU-ICV tendrán una representación propia y el resto, como miembros del Grupo Mixto, tendrán otra.

Además, disponer de grupo propio garantiza entrar en los cupos de preguntas e interpelaciones al Gobierno, así como ventajas a la hora de incluir sus proposiciones no de ley en los plenos, pero en el Grupo Mixto todo ese 'pedazo de tarta' debía repartirse entre once y ahora ERC-IU-ICV tendrá su propia cuota y el Mixto reducido otra igual.

Del mismo modo, el nuevo grupo tendrá capacidad para intervenir en todos los debates en igualdad de condiciones que los demás, repartiéndose su tiempo entre tres oradores, mientras que dentro del Grupo Mixto tendrían que distribuir su turno entre siete formaciones.

Sin el nuevo grupo parlamentario, Izquierda Unida, pese a sus 800.000 votos, tenía calculado que desde el Grupo Mixto Gaspar Llamazares sólo podría preguntar a José Luis Rodríguez Zapatero una o dos veces al año, mientras que hace un año lo venía haciendo casi dos de cada tres semanas.

CONTROLAR AL CNI Y LOS GASTOS RESERVADOS.

Pero además, formar parte de un grupo parlamentario distinto del Grupo Mixto permitirá a ERC e IU-ICV seleccionar un diputado para que sea elegido por el Congreso para tener acceso a las materias clasificadas y, por ende, a las comisiones de secretos oficiales y de gastos reservados donde se examina al CNI.

Además, y más a largo plazo, el nuevo grupo tendrá la oportunidad, que no se prevé para el Grupo Mixto, de entrar en el reparto de los espacios gratuitos de propaganda electoral en las próximas elecciones generales e incluso de participar en los debates que se organicen. Y cuántos más medios se tengan ante la cita de 2012, más fácil será que los bancos concedan créditos.

En el plano económico, por ejemplo, durante la anterior legislatura las fuerzas políticas que se constituyeron en grupo recibieron una subvención fija de 12.000 euros mensuales (144.000 euros al año) y ahora, al existir dos grupos heterogéneos se duplican las cuantías: ERC e IU-ICV se repartirán una partida y BNG, CC, Na-Bai y UPyD la otra.

Hay otra subvención en función del número de diputados componían el grupo, que ascendía a unos 1.200 euros mensuales por escaño y que, aproximadamente, cada fuerza iba a cobrar estuviera en el Grupo Mixto o fuera de él.

AYUDAS POR EL 'MAILING'.

Por último, y en el capítulo de ayudas a la propaganda electoral gratuita por correo (mailing), el Estado tiene previsto abonar 21 céntimos a los partidos políticos por cada elector de cada circunscripción en las que se haya presentado lista al Congreso y al Senado, pero todo ello condicionado a que esa formación consiga formar grupo parlamentario en la Cámara correspondiente.

Los partidos del Grupo Mixto no acceden a esa ayuda y para Izquierda Unida, que presentó listas en todo el país salvo Cataluña, donde concurrió ICV, este asunto había generado un 'agujero' económico relevante. Creando este nuevo grupo, IU podrá verse compensada hasta con unos seis millones de euros.

Eso sí, Llamazares indicó que en este aspecto no hay una cantidad líquida para IU, pues se trata de devolver los créditos solicitados a los bancos para la reciente campaña electoral y de pagar las facturas postales costeadas para el envío de propaganda electoral.