13 de diciembre de 2019
27 de febrero de 2009

Ibarretxe dice que Zapatero "le ridiculiza con chistes" sobre sus planes cuando "está en juego" el autogobierno

El lehendakari asegura que, si es reelegido, volverá a dialogar con la izquierda abertzale aunque no tenga representación parlamentaria

BILBAO, 27 Feb. (EUROPA PRESS) -

El lehendakari y candidato del PNV a la reelección, Juan José Ibarretxe, criticó hoy que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, venga a Euskadi a "hacer chistes y ridiculizar" su labor política cuando habla de sus 'planes' de nuevo Estatuto, puesto que el jefe del Ejecutivo socialista habla "del uno, del dos, del tres, del cuatro", sin entender que lo que "está en juego" es el autogobierno vasco.

En una entrevista concedida a Radio Euskadi, recogida por Europa Press, el lehendakari reiteró que, si es reelegido, volverá a dialogar con la izquierda abertzale, aunque no tenga representación en el Parlamento vasco.

Ibarretxe criticó que, en los últimos tiempos, el argumento político principal de los socialistas y del presidente del Gobierno central ha sido "venir a hacer chistes" sobre el conocido como Plan Ibarretxe, hablando del "uno, del dos, del tres y del cuatro", y les exigió "un poco más de seriedad".

El lehendakari rechazó estos "chistes" porque "lo que está en juego" es el autogobierno y lo que "debería hacer el líder de un Estado" es decir: "Voy a cumplir la Ley, voy a cumplir el Estatuto".

En este sentido, también explicó que Zapatero debería haber dicho que, aunque no está de acuerdo "con las propuestas que legítimamente presenta el lehendakari", las respeta. Además, recordó que él "sí respeta las propuestas de Zapatero, aunque no las comparte.

"En lugar de venir a ridiculizar al lehendakari y a una parte muy importante de esta sociedad, Zapatero tendría que venir aquí y decir: 'mire, yo no estoy de acuerdo con un lehendakari que propone más autogobierno, pero lo respeto y, además, respeto que si ustedes, sociedad vasca, están de acuerdo con él en lugar de conmigo, esta sociedad tenga más autogobierno. ¿No le parece que eso sería mucho más sencillo?", aseguró.

En cuanto a su propuesta de nuevo Estatuto, insistió en que "está sobre la mesa" a pesar de que es la única a la que le han dado "un portazo" las Cortes españolas.

El programa electoral del PNV, según explicó, contempla una nueva iniciativa denominada "concierto político", por la que se trasladarían las "bases" del Concierto económico "a la arena política".

"Lo vamos a intentar una y otra vez. ¿Cuáles son las bases? El derecho a decidir para vivir mejor, respetar la voluntad de la ciudadanía vasca y reforzar las instituciones de autogobierno vascas, en la medida en que creemos que eso es bueno para mejorar el bienestar de nuestros hombres y mujeres", dijo.

En el aspecto judicial, señaló que la consulta se encuentra en el Tribunal de Derechos Humanos de Estrasburgo, que debe fallar sobre "la prohibición por parte del Estado y del Gobierno español a que la sociedad vasca se pronuncie".

"Va a ser la primera vez que una institución europea va a tratar sobre si se puede preguntar o no a la ciudadanía vasca libremente para que exprese también libremente sus propias posiciones. No sé a qué se tiene miedo. Yo digo: ¡qué soberbia política ésa del Gobierno español que dice: 'no, no, les voy a prohibir que ustedes me digan lo que opinan sobre determinados temas, porque, además, no me interesa para nada, me da igual lo que opinen vascos y vascas porque ya tengo mi propio modelo para controlar, para hipotecar la política'!", añadió.

PARLAMENTO "LEGÍTIMO"

Preguntado por la legitimidad de un Parlamento vasco sin la izquierda abertzale, dijo que será "totalmente legítimo desde el punto de vista de las presencias".

Según Ibarretxe, es preciso trasladar "con toda claridad" que "aquí es impensable que se puedan arreglar las cosas sin contar con la izquierda abertzale", con la que hay que hablar, "esté o no en el Parlamento".

"Yo he hablado con la izquierda abertzale y lo he reconocido, he estado sentado en el banquillo. Ya veremos, todavía no ha acabado, aún está ahí en el Supremo, pero he estado sentado en el banquillo y no me arrepiento. Tengo claro que si yo soy lehendakari hablaré con todo el mundo, con todas las formaciones políticas, con la izquierda abertzale también, esté o no esté en el Parlamento vasco", advirtió.

Pese a remarcar que "la culpa de matar, de volver a poner bombas es absolutamente exclusiva de ETA", consideró que debe hacerse "autocrítica sincera" después de "las dos oportunidades" de alcanzar la paz perdida en los últimos diez años. "Hay que intentarlo una y mil veces", añadió.

Sobre las críticas de Patxi López al PNV tras la bomba en la casa del pueblo de Lazkao, Ibarretxe se negó a "entrar en ese tipo de debates porque llevan a un campo embarrado". Sin embargo, insistió en que la sociedad ha trasladado ya a la banda "una sentencia inapelable desde el punto de vista político y social: 'ETA kanpora'".

A continuación, tras reiterar que no quiere debatir con este asunto "ni con Patxi López ni con nadie", recordó que, a su entender, "el Partido Socialista y el Partido Popular sí tienen que explicar, porque no lo han explicado nunca, el porqué de la ilegalización".

Según Ibarretxe, ambas formaciones deben explicar por qué "hace cuatro años sí y ahora no, por qué hace dos años en Durango sí, en Donosti no, en Bilbao sí en Gasteiz no". En este sentido, volvió a plantear que esta situación se debe al "cálculo electoral" que contempla la ilegalización como un medio para que PSE y PP sumen mayoría absoluta en la Cámara vasca.

"Por lo tanto, es verdad que la ilegalización de Batasuna, sacar a la izquierda abertzale del Parlamento, puede dar la mayoría absoluta al PP y al Partido Socialista. No para que gobiernen juntos: ya sé que la gente piensa que gobiernen juntos, no lo harían, pero sí se apoyarían unos a otros", adelantó.

A su juicio, esta situación tampoco sería nueva, puesto que "ya lo han hecho" en el anterior pleno de investidura, cuando los parlamentarios populares votaron por López, así como en el Parlamento navarro.

AUTOGOBIERNO

En su planteamiento de que más autogobierno implica más bienestar, el lehendakari recordó que los sistemas sanitario y educativo vascos son "mejores" que el estatal "porque tenemos las competencias".

"En todas las competencias que hemos tenido, me da igual que sea gestionar la Administración de Justicia en el ámbito administrativo, la universidad, las escuelas, los hospitales, la vivienda, los puertos deportivos, me da igual la transferencia que hemos tenido, todas las transferencias han sido mejor gestionadas por las administraciones públicas vascas que por las administraciones públicas españolas", agregó.

En este sentido, dijo que su deseo es que su pensión sea gestionada desde la Administración vasca cuando se cumpla el Estatuto, "una ley quebrantada, porque han faltado a su palabra el Partido Socialista y el Partido Popular en muchas materias".

Además, Ibarretxe explicó que, por encima de cuestiones electorales, su preocupación se centra en la necesidad de superar la actual situación de crisis, a la vez que en transmitir "un mensaje de esperanza" en el futuro y en las posibilidades de la sociedad vasca "para responder con coraje".

"Vamos a sacar este país adelante. Eso es lo que me preocupa, no que uno va a votar y otro no va a votar. Cada uno que haga lo que quiera. Esta es una sociedad absolutamente madura", añadió.