2 de diciembre de 2020
4 de noviembre de 2006

Ingresa en Alcalá Meco un guardia civil condenado a seis meses de cárcel por faltar dos días al trabajo por enfermedad

MADRID, 4 Nov. (EUROPA PRESS) -

El guardia civil Francisco Oviedo Zabala, condenado a seis meses de cárcel por el Tribunal Militar por ausentarse dos días de su puesto de trabajo, ha ingresado hoy en la prisión de Alcalá Meco, informaron hoy a Europa Press en fuentes de la Asociación Independiente de la Guardia Civil (ASIGC).

Oviedo Zabala faltó dos días al trabajo en 2001 aquejado de una gastroenteritis tras informar por teléfono a las autoridades pertinentes de que no acudiría a su puesto, pero no presentó la correspondiente baja laboral por enfermedad, explicaron.

Según la sentencia de la sala de lo Penal del Tribunal Militar Territorial Cuarto a la que tuvo acceso Europa Press, Oviedo Zabala ha sido condenado por cometer un delito de "desobediencia en acto de servicio de armas", penado en el artículo 102 del código penal castrense.

Estas fuentes de la ASIGC exigieron una nueva ley disciplinaria de la Guardia Civil para que se desvincule a la Benemérita de los tribunales militares cuando no se trate de dirimir situaciones relacionadas con actividades militares.

En este sentido, insistieron en reclamar al PSOE "que cumpla sus compromisos electorales" con la creación del Estatuto de Derechos y Deberes de la Guardia Civil en la presente Legislatura, para evitar sentencias como la de Ovidio Zabala, que calificaron de "totalmente injusta y desproporcionada".

"Este compañero no ha robado ni ha matado a nadie, no tiene sentido que le metan en la cárcel por faltar al trabajo para ir al hospital", lamentaron desde la asociación, tras resaltar que no cabe recurso al fallo. "Ahora lo único que le queda es pedir el indulto o recurrir al Tribunal de Estrasburgo", subrayaron.