22 de septiembre de 2019
  • Sábado, 21 de Septiembre
  • 7 de marzo de 2014

    Oyarzábal cree que no se han hecho "las cosas bien" y el lío era "innecesario", pero "se ha sabido reaccionar"

    Considera que Quiroga, al asumir la Presidencia, le ha mantenido un tiempo, pero que tenía "la decisión tomada" de proceder a su sustitución

    Oyarzábal cree que no se han hecho "las cosas bien" y el lío era "innecesario",  pero "se ha sabido reaccionar"
    EUROPA PRESS

    BILBAO, 7 Mar. (EUROPA PRESS) -

    El todavía secretario general del PP vasco, Iñaki Oyarzábal, ha afirmado que el "lío" en torno a quién debía ocupar la Secretaría general del partido era "innecesario", y cree que no se han hecho "las cosas bien", pero que "se ha sabido reaccionar a tiempo". Asimismo, ha indicado que es "obvio" que la presidenta del partido, Arantza Quiroga, es quien tiene que "dar las explicaciones" sobre las razones de que ya no vaya a seguir siendo el número dos del partido.

    En una entrevista a Antena3, recogida por Europa Press, Oyarzábal ha indicado que "supone" que, "como es razonable", Quiroga ha querido "hacer su equipo".

    Oyarzábal ha señalado que él fue el secretario general de Antonio Basagoiti y, cuando Arantza Quiroga asumió la Presidencia del partido le mantuvo durante un tiempo, pero considera que tenía "la decisión tomada" de proceder a una renovación de su equipo en el primer congreso.

    Por otra parte, ha manifestado que, "seguramente", también haya podido influir en ciertas 'determinaciones' de Quiroga el malestar que le suscitó que se le mantuviera al margen y no se le informara del encuentro que la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, mantuvo con el PNV en Bilbao.

    "Hemos ido leyendo muchas cosas en las últimas semanas y la letra pequeña de muchas crónicas que se han hecho sobre este culebrón y yo creo que aquello simplemente fue un episodio circunstancial y, desde aquel momento, yo lo que solo he visto es una determinación por parte de la vicepresidenta del Gobierno y de la dirección nacional del partido por prestar un apoyo impresionante a Quiroga, al PP vasco, por venir, por apoyarla públicamente y prestarle una interlocución directa", ha agregado.

    Oyarzábal ha añadido que, independientemente de "aquel episodio", que fue "recibido con sorpresa", cree que "todo aquello estaba reconducido". En todo caso, ha afirmado que "esto hay que verlo en términos de que Arantza no tiene por qué heredar un secretario general de Antonio Basagoiti" y quiere "hacer su propio equipo".

    "SE PODÍA HABER HECHO MEJOR"

    El dirigente del PP vasco ha afirmado que él hace "muchos días" que estaba "descartado" y cree que es "obvio" que "esto se podía haber hecho mucho mejor".

    "Obviamente no hemos hecho las cosas bien porque todo este lío era innecesario, pero, más allá de pulsos, tenemos, en este momento, un partido que ha sabido reaccionar a tiempo, ha sido consciente de que todos tenemos que actuar con responsabilidad y que este fin de semana el Congreso del PP vasco tiene que ser un Congreso que sirva para engrasar este partido, para fortalecerlo, para afrontar el futuro y ser un instrumento útil al servicio de la sociedad", ha manifestado.

    El todavía secretario general del partido ha asegurado que tener "dos referencias importantes" como son Arantza Quiroga y Alfonso Alonso, que "van a seguir siendo las dos referencias más importantes del partido" en Euskadi, es "un valor" y es "un orgullo para todos". Según ha señalado, hay que "saber eso, entenderlo y saber que supone fortaleza".

    Oyarzábal ha señalado que éste no es "un proyecto personal de nadie", sino que tiene que ser un proyecto "abierto, que es el que tenemos que seguir defendiendo".

    "Lo que creo que hay que poner en valor del día de ayer es el valor de la unidad, el acuerdo, ese equipo en el que todos nos sentimos representados y el que tiene que servir para reforzar el liderazgo de Arantza Quiroga y para que este PP del País Vasco sea útil a la sociedad en los próximos años", ha agregado.

    Iñaki Oyarzábal ha asegurado que, "más allá de que se hable de personas", lo "importante" es que estén convencidos del "proyecto que hay que defender y de cuáles son las personas más adecuadas que tienen que rodear a Arantza en ese equipo" y que puedan "remar en la misma dirección". "Vamos a trabajar y vamos a seguir trabajando donde nos toque", ha añadido.

    Según ha indicado, éste es un proyecto que "todos compartimos" y, tras recordar que forman parte de la generación que se denominó de "Miguel Ángel Blanco', ha manifestado que "crecieron en el PP, dando la cara en los momentos más difíciles". "Nos hemos curtido en los años más duros del azote terrorista, compartimos los mismos valores, los mismos principios y estamos convencidos de que tenemos que estar unidos para poder defenderlos mejor", ha añadido.

    En este sentido, ha señalado que va a seguir trabajando por el PP "allí donde me corresponda, donde me coloquen mis compañeros y con las mismas ganas". "De verdad, que aquí, no hay ningún problema de personas. Es verdad que yo lo voy a seguir haciendo defendiendo ese PP en el que creo, un PP abierto, centrista, liberal, por el que he trabajado junto con Antonio Basagoiti", ha apuntado.

    PP ALAVÉS

    Además, también ha defendido que el PP debe ser capaz de "aglutinar sensibilidades y equilibrios, donde el PP de Álava, los alaveses se sientan cómodos, bien representados porque el PP del País Vasco tiene que contar necesariamente con un PP de Álava que está perfectamente movilizado, que, en este momento, tiene representación y experiencia de Gobierno".

    Sobre su futuro, ha señalado que "deja su responsabilidad" en Euskadi, pero ha recordado que sigue siendo miembro de la dirección nacional como secretario de Derechos y Libertades. "Y yo la verdad es que tengo muchas ganas de poder dedicarme mucho más a ello y dedicarle todo el esfuerzo a trabajar por el PP en Euskadi, en mis responsabilidades como diputado en el Parlamento, y en la dirección nacional en todo lo que pueda ayudar", ha añadido.

    Preguntado por si cree que la decisión de Quiroga de que no siga siendo el secretario general del partido tiene que ver con que no sea del OPUS o con su orientación sexual, Oyarzábal ha afirmado que, "sinceramente", le "chocaría que eso haya pesado en la decisión" y se ha mostrado convencido de que no.

    "Yo conozco a Arantza Quiroga desde hace muchísimos años y estoy convencido de que eso no ha sido lo que le ha llevado a tomar esta decisión", ha agregado.