1 de diciembre de 2020
4 de noviembre de 2006

El reglamento impide a Trasmediterránea, Euroferrys y Buquebús abandonar el tráfico Ceuta-Algeciras hasta marzo de 2007

CEUTA, 4 Nov. (EUROPA PRESS) -

El Reglamento "privado y confidencial" que los representantes de las navieras Buquebús, Trasmediterránea y Euroferrys (estas dos últimas, propiedad de Acciona) firmaron el pasado 16 de marzo en Madrid señala que uno de los requisitos establecidos para participar en el Acuerdo de Interlineado entre Ceuta y Algeciras autorizado por el Tribunal de Defensa de la Competencia es "asumir el compromiso de permanecer en el Acuerdo durante, al menos, 12 meses de forma continuada", aunque las dos compañías propiedad de Acciona han mostrado esta semana su voluntad de abandonarlo.

Según el texto del Reglamento, a cuyo contenido íntegro ha tenido acceso Europa Press, la cláusula 7C del acuerdo concluye que "a tales efectos no se considerará discontinuado el servicio cuando la suspensión del mismo obedezca a revisión obligatoria o, en todo caso, no supere el plazo de un mes ininterrumpido o de 45 días con interrupciones computadas dentro del año natural".

Todas las fuentes consultadas por Europa Press al respecto han coincidido en señalar que la cláusula antes mencionada prima sobre la 9.3.1, relativa a las 'Salidas voluntarias' del Acuerdo y en la que se establece que "cualquier naviera [...] podrá comunicar su salida del Acuerdo por escrito al Presidente de la Comisión Paritaria [...] con un (1) mes de antelación, al objeto de permitir a las navieras participantes reestructurar el funcionamiento" del sistema de intercambio.

Eso sí, la naviera que solicite abandonar el Acuerdo "no podrá volver a presentar una nueva solicitud de admisión hasta transcurrido un año desde la salida efectiva".

La salida voluntaria del Acuerdo no conlleva sanción alguna. No así la obligatoria, penada con 300.000 euros para "todo incumplimiento del procedimiento y de las condiciones de ingreso" establecidas, entre otras la 7C (parte de un condicionado "imprescindible para garantizar la prestación del servicio marítimo", según las propias navieras).

Si Acciona ha solicitado esta semana su salida del Acuerdo aplicando además, desde ya, la suspensión del intercambio con las demás navieras, de acuerdo con la literalidad del Reglamento las demás podría expulsarla si "apercibida con la subsanación [de su incumplimiento], no la acometiera dentro de los diez días siguientes al apercibimiento".

En todo caso, esta decisión le correspondería tomarla a la Comisión Paritaria, el órgano encargado de "la aplicación y desarrollo" del Acuerdo donde se sientan actualmente los representantes de las cuatro navieras que operan en Ceuta, incluida Baleària, que se incorporó al sistema de Interlineado tras el fin de la Operación Paso del Estrecho.