25 de mayo de 2020
5 de julio de 2018

Rivera avisa a Sánchez de que no podrá "apaciguar" al nacionalismo, que pretende "dar otro golpe"

Vargas Llosa avisa al Gobierno que haciendo "concesiones" al independentismo no logrará "atraerlo a la legalidad"

Rivera avisa a Sánchez de que no podrá "apaciguar" al nacionalismo, que pretende "dar otro golpe"
OSCAR DEL POZO/ EUROPA PRESS

MADRID, 5 Jul. (EUROPA PRESS) -

El líder de Ciudadanos, Albert Rivera, ha advertido este jueves al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, de que al nacionalismo catalán "no se le puede apaciguar", sino que hay que hacerle frente intelectualmente, y que ahora "está rearmándose para dar otro golpe".

En conversación con el escritor y premio Nobel de Literatura, Mario Vargas Llosa, en la clausura del XI Foro Atlántico, Rivera ha afirmado que la conclusión a la que ha llegado tras "combatir políticamente" y "sufrir" al nacionalismo en Cataluña es que "quien piense que al nacionalismo se le puede apaciguar no tiene ni idea de lo que es capaz de hacer el nacionalismo".

"Ni se le copia, ni se le apacigua, se le vence con ideas y con votos", ha subrayado antes de asegurar que tras el referéndum y la declaración unilateral de independencia de 2017, los independentistas "están rearmándose para dar otro golpe", y que ni el presidente de la Generalitat, Quim Torra, ni su predecesor Carles Puigdemont son "demócratas".

Vargas Llosa, por su parte, ha lamentado que "un buen sector del PSOE" piense que "haciendo concesiones al independentismo se le puede atraer a la legalidad" y, de esa manera, preservar la unidad de España. "Es una premisa absolutamente falsa", ha recalcado, añadiendo que "lo que quieren los independentistas es la independencia".

EL DIÁLOGO NO PUEDE SER "SIN CORTAPISAS"

El presidente de la formación naranja ha indicado que a Sánchez le resulta "mucho más cómodo hacer concesiones y mirar hacia otro lado" y por eso "no va a dar la batalla de las ideas" contra el separatismo. A él eso "la da igual" porque lo que quiere es "permanecer atrincherado en la Moncloa", y eso es "peligroso para el país", ha agregado.

En este contexto, ha criticado que el jefe del Ejecutivo haya "aceptado que se puede debatir sobre la autodeterminación" y mantener con los independentistas catalanes un diálogo "sin cortapisas". "¿La Constitución, la igualdad y la unión de los españoles son una cortapisa?", se ha preguntado, recordando además a Sánchez que cuando se reúna con Torra el próximo lunes, no va a hablar con Cataluña, sino "con la parte de Cataluña que le ha hecho presidente".

PIDE PONER CONDICIONES COMO EL RESPETO A TODOS LOS CATALANES

Desde su punto de vista, "el diálogo tiene que tener condiciones"; por ejemplo, "el respeto a todos los catalanes, a la Constitución y al Estatut", que la Generalitat no use sus "embajadas" para "ir en contra de los intereses de España", que la televisión pública autonómica no se dedique a "difundir odio y señalar a los que no piensan igual" o que no se haga una "purga" ideológica en los Mossos d'Esquadra.

Ante esta situación, considera que no se puede decir que en Cataluña "todo se ha normalizado". Por el contrario, ha augurado "un otoño caliente", ya que el independentismo va a intentar aprovechar la oportunidad de que en España haya, a su juicio, "un Gobierno débil".

Cs HACE AHORA "OPOSICIÓN PURA Y DURA"

Mientras, Ciudadanos se dedicará a "vigilar, controlar, hacer oposición de verdad y construir una alternativa de liberalismo y constitucionalismo" que en el futuro pueda encabezar una mayoría parlamentaria y gobernar, ya sea en coalición o en solitario.

Según ha señalado, el partido naranja es ahora "oposición pura y dura", puesto que con Sánchez no tiene un pacto de investidura como el que firmó con Mariano Rajoy, y eso le permite tener "las manos libres" y actuar conforme a su programa electoral y a su ideario.

Respecto a la bajada de Cs en las encuestas sobre intención de voto y la mejora de los resultados del PSOE, Rivera ha dicho que los socialistas están experimentando el "efecto luna de miel" que se produce en los sondeos cuando alguien acaba de llegar al poder.

"Pero vaticino un espejismo", ha afirmado. En cuanto a la menor popularidad que se dice que tiene Ciudadanos, la ha atribuido a un intento, por parte de "la opinión publicada" --los medios de comunicación-- "y el 'establishment' político", de "rearmar al bipartidismo decadente", el PP y el PSOE.

RIESGO DE DEBILITAMIENTO DE LAS DEMOCRACIAS EUROPEAS

Vargas Llosa y Rivera también han hablado de la Unión Europea, de la que el escritor ha destacado los "enormes beneficios" que ha reportado a los Estados miembros, y ambos han advertido de los elementos que creen que pueden poner en riesgo la supervivencia del proyecto, como el Brexit o los populismos y los nacionalismos.

Para Vargas Llosa, el auge de esos movimientos en países como Polonia, Hungría, Austria e Italia ha producido "un empobrecimiento de la democracia". Rivera, por su parte, ha señalado que lo ocurrido en estos países, la situación en Cataluña y la salida de Reino Unido de la UE deben hacer ver a los europeos que están "cerca del precipicio" y que el bloque comunitario "se puede romper".

Igualmente, ha destacado la importancia de convencer a la sociedad europea de que los populismos y los nacionalismos "pueden llegar por la vía democrática al poder, pero cuando llega se instala y es muy difícil sacarlo", como sucedió, según ha ejemplificado, en la Alemania nazi o ahora en Venezuela. Los partidos con esas ideas "pueden convertir nuestra democracia en algo débil e incluso en algo que no sea democracia", ha afirmado.