5 de abril de 2020
23 de julio de 2018

Rivera pide a Casado y al PP que dejen la "obsesión electoral" con Ciudadanos, que no es su "enemigo"

Sobre la propuesta relativa a la ley del aborto, recuerda a Casado que mientras el PP gobernaba nunca la criticó

Rivera pide a Casado y al PP que dejen la "obsesión electoral" con Ciudadanos, que no es su "enemigo"
EDUARDO PARRA/EUROPA PRESS

MADRID, 23 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha pedido al PP y a su nuevo líder, Pablo Casado, que dejen la "obsesión electoral" con el partido naranja, que, según ha afirmado, no es su "enemigo". "El constitucionalismo tiene que estar unido frente al populismo y al nacionalismo", ha añadido.

Rivera, que ha felicitado a Casado por su elección y le ha deseado "suerte y acierto", ha lamentado que el PP piense que "el enemigo es Ciudadanos" y su "obsesión electoral" le lleve a estar "cada día señalando" a esta formación política. "Yo no pienso que el enemigo sea el PP", sino que "el adversario es el populismo y el nacionalismo", ha declarado en la rueda de prensa posterior a la reunión de la Ejecutiva permanente de Cs.

En este contexto, el presidente de Ciudadanos ha criticado que actualmente el PSOE "tenga de socios" a "populistas" (en referencia a Unidos Podemos) y "nacionalistas", mientras que el PP "hasta antes de ayer decía que el PNV era su socio preferente y que Cs era el enemigo".

A pesar de todo, Rivera ha indicado que, con respecto a la cuestión de Cataluña, entre el PP y Ciudadanos "ha habido, hubo y debe seguir habiendo entendimiento". "Cuantos más acuerdos entre constitucionalistas, mejor", ha añadido, si bien ha recordado que el Gobierno del PP "tardó un tiempo" en aplicar el artículo 155 de la Constitución y que esa postura fue avalada también por Casado como vicesecretario de Comunicación del PP.

ILEGALIZAR LOS PARTIDOS INDEPENDENTISTAS

En cuanto a la propuesta de Casado de ilegalizar los partidos independentistas, ha dicho que el nuevo presidente del PP "ha dicho cosas distintas en los últimos días". En cualquier caso, ha defendido que "es mucho más democrático" hacer lo que propone Cs, que es fijar un umbral del 3% de los votos a nivel nacional para poder obtener representación en el Congreso.

Además, ha afirmado que la reforma electoral que ha esbozado Casado no satisface a la formación naranja porque agravaría la falta de proporcionalidad entre los votos que obtiene cada candidatura y los escaños que les corresponden, y lo que quiere Cs es que los votos de todos los ciudadanos "valgan igual".

Según ha señalado, el PP y el PSOE rechazan establecer listas abiertas y además "se abrazan para intentar tener más representatividad de la que les confieren las urnas". "Los votos se consiguen en las urnas. Si alguien ha perdido votos, que se pregunte qué ha hecho mal", ha subrayado, rechazando por ello la propuesta de Casado de introducir una prima de 50 escaños para la lista más votada.

Rivera también ha comentado las declaraciones del nuevo líder del PP sobre el aborto en las que sugirió volver a la legislación anterior a la reforma del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero. Durante los siete años que ha estado gobernando el PP, "cinco de ellos con mayoría absoluta, no le he escuchado decir nada de esta ley", ha indicado, concluyendo que en esto Casado "no tiene ninguna credibilidad".

De todas formas, el presidente de Ciudadanos considera que ahora "la sociedad española está en otros debates", como el del sistema educativo, la regeneración democrática o el modelo laboral. En Cs "no compartimos esa prioridad", ha manifestado.

REUNIÓN CON EL PARTIDO ALEMÁN FDP

Además de presidir la reunión de la Ejecutiva permanente de Ciudadanos, Rivera ha mantenido un encuentro en la sede este lunes con el presidente del Partido Democrático Liberal (FDP) alemán, Christian Lindner, junto a otros responsables de este partido y al secretario general de Cs, José Manuel Villegas.

Este encuentro, según ha detallado, se enmarca en la ronda de contactos para trabajar en la construcción de una "plataforma civil, social y política" en la que distintos partidos "liberales y progresistas" concurran juntos a las elecciones europeas de 2019. Se trata de configurar "un frente proeuropeo" que combata políticamente a "aquellos que quieren romper la UE, los populistas y los separatistas", ha explicado.

Rivera ha asegurado que la reunión con el FDP ha sido "fructífera" y que actualmente se está intentando definir cuáles son las reformas que esta plataforma querría impulsar en la UE y qué partidos formarán parte de ella, algo que cree que se anunciará en otoño.