23 de septiembre de 2019
  • Domingo, 22 de Septiembre
  • 4 de abril de 2008

    La 'Sala del 77' notifica hoy su decisión sobre la abstención del magistrado Antón Subinas

    BILBAO, 4 Abr. (EUROPA PRESS) -

    La 'Sala del 77' notificará hoy a las partes su decisión sobre la abstención presentada por el magistrado Antón Subinas Elorriaga con el fin de no resolver las recusaciones planteadas contra los tres jueces de la Sala Civil y Penal designados para juzgar al lehendakari, Juan José Ibarretxe, y a los dirigentes socialistas Patxi López y Rodolfo Ares por supuesta desobediencia por reunirse con Batasuna.

    La Sala especial creada para resolver las recusaciones contra Fernando Ruiz Piñeiro, Antonio García y Nekane Bolado mantuvo ayer un encuentro para deliberar sobre la abstención de Subinas, que había sido nombrado ponente de estos incidentes.

    El magistrado de la Sala Civil y Penal y miembro de la 'Sala del 77' alegó que "está incurso en causa que conlleva la abstención", ya que fue el instructor del expediente de recusación. La deliberación sobre esta cuestión fue discutida, por lo que la reunión se prolongó durante varias horas, según informaron a Europa Press fuentes judiciales.

    Además, la 'Sala del 77' mantendrá un nuevo encuentro la próximas semana para resolver las recusaciones presentadas contra dos de sus miembros, Juan Luis Ibarra y Manuel Díaz de Rábago, la primera de ellas promovida por la defensa de Ibarretxe y la segunda por el Foro de Ermua, que ejerce la acusación popular.

    Ambas partes consideran que estos magistrados están "contaminados" para resolver las recusaciones de los integrantes del Tribunal que debe enjuiciar la causa al tener "un interés" en que éste quede configurado de una determinada manera.

    La 'Sala del 77' está compuesta por Juan Luis Ibarra -que ejerce de presidente en sustitución del recusado Fernando Ruiz Piñeiro-, Manuel Díaz de Rábago, Luis Javier Murgoitio Estefanía, Antón Subinas, Juan Carlos Benito-Butrón Ochoa, José Antonio González Sáiz, todos ellos pertenecientes a las diferentes Salas del alto Tribunal vasco.

    De aceptarse tramitarse estos incidentes contra Ibarra y Díaz de Rábago y la abstención de Subinas, tan sólo quedarían tres magistrados para deliberar sobre las recusaciones iniciales.