12 de agosto de 2020
11 de septiembre de 2009

Salgado dice que el Gobierno calló ante las palabras de Berlusconi sobre las mujeres por "cortesía"

MADRID, 11 Sep. (EUROPA PRESS) -

La vicepresidenta segunda del Gobierno, Elena Salgado, aseguró este viernes que si el Ejecutivo no respondió ayer al primer ministro italiano, Silvio Berlusconi, por sus comentarios sobre las mujeres fue simplemente por "cortesía" hacia su anfitrión.

"Nuestro silencio en ese momento sólo puede interpretarse como cortesía hacia nuestro anfitrión", dijo Salgado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. La vicepresidenta recordó además que Berlusconi fue elegido "en elecciones democráticas" por los italianos.

Salgado y la ministra de Defensa, Carme Chacón, junto a otros ministros, acompañaron ayer a José Luis Rodríguez Zapatero a la cumbre bilateral hispano-italiana y escucharon en directo a Berlusconi refiriéndose a las mujeres como "el mejor regalo de Dios para los hombres".

este viernes, la 'número tres' del Gobierno opinó que no era necesaria una reacción del Ejecutivo español y que si callaron fue sólo por "cortesía": "El Gobierno de España en su conjunto no tiene que repetir cuál es nuestra forma de actuar y de pensar".

DE LA VEGA: "SE PODRÁN COMPARTIR MUCHO O NADA"

Ayer, después de que Berlusconi bromeara con que Zapatero no tiene que rendir cuentas sólo a su esposa sino también a sus ministras, el jefe del Ejecuto español optó por señalar que su colega italiano tiene un gran sentido del humor y que no duda de que se trata de bromas, y que así lo saben también las ministras españolas.

Por su parte, la vicepresidenta primera y portavoz del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, opinó que las palabras de Berlusconi "se podrán compartir mucho o nada", pero dejó claro que no haría ninguna valoración más: "Están hechas por un presidente de un Gobierno y yo no tengo costumbre de valorar ni comentar las manifestaciones de otros jefes de Gobierno", zanjó.

"No tengo nada más que decir", insistió De la Vega a la siguiente pregunta sobre este asunto, mientras la vicepresidenta económica incluso se mostró agradecida cuando en otro momento se le preguntó por el contenido de la Cumbre y no por las palabras del anfitrión.