5 de diciembre de 2020
27 de junio de 2006

Terra Mítica.- El ex director financiero afirma que todos los pagos están justificados y pasaron los controles

VALENCIA, 27 Jun. (EUROPA PRESS) -

El ex director financiero de Terra Mítica, Miguel Izquierdo, afirmó hoy en el juzgado de instrucción número tres de Valencia, que investiga la denuncia presentada por la Fiscalía contra el recinto de Benidorm (Alicante) y una veintena de empresas más por un presunto fraude a la Hacienda Pública por valor de 4,4 millones de euros mediante una trama de falsificación de facturas, que todos los pagos están justificados y que únicamente abonaba las facturas si llevaban la firma de distintas personas, entre ellas, la del director general, Miguel Navarro, según informaron fuentes cercanas al caso.

Asimismo, Izquierdo relató durante sus más de cuatro horas de comparecencia ante el juez --la más larga de las realizadas hasta la fecha-- que además de las firmas debían constar los comprobantes de los trabajos hechos y haber pasado los mecanismos de control. Durante todo este tiempo, el ex encargado del departamento financiero del parque, imputado en la causa, examinó más de 400 documentos que le exhibieron.

En esta sesión, también declaró el ex director técnico de Terra Mítica, Antonio Rincón, quien, igualmente en calidad de imputado, reconoció ante el juez la existencia de un acta del consejo de administración en la que se dejaba constancia de un desfase de más de seis millones de euros por encima de las estimaciones iniciales en las obras de ejecución del parque. Según explicaron fuentes cercanas al caso, el ex responsable técnico del parque afirmó que este desfase se conocía y se aprobó en la última junta de esa época.

Rincón, que llevaba abundante documentación, señaló que él no se encargaba del departamento de contratación ni podía autorizar contratos y explicó que, como coordinador, "visaba" la ejecución de algunos trabajos, no de todos. Asimismo, indicó que otros edificios públicos de la Comunitat como la Ciutat de la Justicia han tenido un coste superior al previsto inicialmente.

Durante su comparecencia, el ex jefe técnico estuvo reconociendo las facturas que le presentaron, aunque restó valor a su firma ya que únicamente tenía la función de visado. En este sentido, declaró que las facturas dependían del departamento de contratación y de las distintas gerencias, que se dividían los trabajos.

HERRERO SE PERSONA

En esta jornada, uno de los imputados que quedaba por notificar para comparecer en la causa, José Herrero, se personó en el juzgado poco tiempo antes de que la policía facilitara su localización, según informaron fuentes cercanas al caso. El juez remitió recientemente al fiscal, para que se pronunciara, una propuesta de medida restrictiva de libertad para la puesta a disposición judicial del empresario con el fin de tomarle declaración.

Este empresario y otro de los imputados, Antonio Moreno Carpio, fueron las dos personas a las que los diputados socialistas José Camarasa y Antoni Such grabaron unas conversaciones, que pusieron posteriormente a disposición de Fiscalía, en la que ambos implicaban al ex presidente de la Generalitat y actual portavoz del PP en el Congreso, Eduardo Zaplana, con el cobro de comisiones ilegales en el parque.

Precisamente el juez ha citado a las partes el viernes a las 9.00 horas para escuchar las cintas grabadas por el PSPV y que los dos diputados socialistas pusieron a disposición de la Fiscalía, que se inhibió a favor del juzgado que ya tenía una investigación en marcha. Herrero comparecerá ante el juez el 4 de julio.

Asimismo, se personó en el juzgado otro de los imputados pendiente de localizar, Emilio Llopis, que ha sido citado también para la próxima semana en la que también declarará como testigo el subinespector de Hacienda que elaboró el informe que sirvió de base a la denuncia.

El juez mantiene abierta la causa por los delitos de fraude fiscal y contable, delito societario en relación con los ex directivos, estafa (parte en la que permitió al parque temático personarse como perjudicado) y falsedad documental, delito que había sido declarado prescrito por el instructor aunque a principios de junio decidió reactivarlo tras la nueva denuncia presentada por Fiscalía, después de que en enero de este año acordara archivar provisionalmente la primera causa tras la decisión de la Audiencia Provincial de anular la actuación realizada en vía penal por entender que uno de los imputados había sufrido indefensión al no ser oído por Hacienda.

Las declaraciones de hoy son las segundas que realizan los dos imputados que ya comparecieron durante la investigación de la primera denuncia en enero. En esa ocasión, Rincón afirmó que el parque le contrató para ejecutar una obra que se llevó a cabo y cuyas certificaciones trasladaba a las oficinas correspondientes para que hicieran los pagos. Izquierdo aseguró por su parte que se pagó el IVA de las obras y que se pagaba con el visto bueno de los responsables del parque.