14 de agosto de 2020
30 de mayo de 2008

El TSJ de Cantabria reconoce a un Guardia Civil el complemento de zona conflictiva por trabajar un año en el País Vasco

SANTANDER, 30 May. (EUROPA PRESS) -

La Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria (TSJC) ha confirmado el derecho de un agente de la Guardia Civil a percibir el complemento específico de zona conflictiva por trabajar durante un año en comisión de servicio en la Comandancia de este cuerpo en Vizcaya.

En la sentencia, hecha pública hoy, se estima un recurso contencioso-administrativo promovido por el propio agente contra una una resolución de la Dirección General de la Policía y la Guardia Civil que le denegaba su petición de este complemento y que ahora queda anulada, por lo que la Administración del Estado queda obligada a abonar al demandante el período de un año reclamado.

El guardia civil comenzó el 20 de octubre de 2006 a prestar servicio de protección de personalidades directamente amenazadas por la banda terrorista ETA, al permanecer en comisión de servicio en la Comandancia del cuerpo en Vizcaya.

Por tanto, el recurrente reclamó un total de 5.200,72 euros por el complemento específico de zona conflictiva, que pedía en condiciones de igualdad con los guardias civiles destinados en el País Vasco.

La Administración rechazó su petición, en la citada resolución, emitida el 27 de noviembre de 2006, alegando que los servicios se prestaron en comisión de servicio, por lo que entendió que no tenía derecho a ella, al ser necesario el destino en la zona al exigírseles permanencia en la presencia física.

El fallo entiende que la percepción del complemente exige la "real y efectiva" prestación de servicios en el territorio en el que se den las condiciones que recoge, por lo que sostiene que, en casos como el tratado, cuando la prestación no sea continuada en el tiempo, resulta "ajustado" que el complemento se perciba de forma proporcional a los días efectivamente trabajados.