11 de agosto de 2020
15 de abril de 2006

Una zona de Tenerife alberga el mayor número de especies exclusivas por kilómetro cuadrado de Europa

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 15 Abr. (EP/IP) -

La Cruz del Carmen, un punto localizado en el monte tinerfeño de Las Mercedes, es el lugar europeo donde se concentra la mayor biodiversidad exclusiva en la superficie más reducida, pues alberga el mayor número de especies endémicas por kilómetro cuadrado que se conoce en Europa. Una especie endémica es aquella que sólo existe en una zona geográfica determinada y en este caso la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación Territorial del Gobierno de Canarias ha inventariado 468 taxones (unidad o categoría sistemática definida) exclusivos de Canarias en este espacio natural tan reducido.

La riqueza del Archipiélago en biodiversidad es importante y el conocimiento de nuevas especies hace que ésta crezca año a año. El departamento autonómico que dirige Domingo Berriel ha multiplicado los esfuerzos por establecer mecanismos de protección, conservación y recuperación del importante activo natural que alberga el Archipiélago. La relevancia de este patrimonio es tal que en las Islas se describe una especie o subespecie nueva cada seis días y existe una especie endémica cada dos kilómetros cuadrados de superficie. Así, por ejemplo, Tenerife tiene más especies endémicas que toda Alemania o Inglaterra.

El caso más relevante de esta concentración de riqueza natural es la Cruz del Carmen, donde habita el 16% de la flora y el 12% de la fauna endémica de Canarias. El Banco de Datos de Biodiversidad de la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación Territorial del Gobierno de Canarias tiene registrados 468 taxones exclusivos procedentes de esta zona. En Anaga se ha inventariado un total de 731 especies endémicas, cifra que representa el 25% de la flora y el 19% de la fauna endémica del Archipiélago.

En el Banco de Datos de Biodiversidad de Canarias están registradas 13.328 especies endémicas, la gran totalidad de los taxones que se descubren en las Islas. Anualmente en este banco de datos del departamento autonómico se inscribe una media de 60 especies terrestres nuevas, el93% son animales y el 7%, plantas. La mayoría de las especies de la fauna son antrópodos, cuya endemicidad media es del 38,5%, destacando los insectos dentro de este grupo.

Uno de cada cuatro taxones descubiertos en Canarias sólo habita en las Islas y los moluscos son la especie que más proporción de endemismos tiene, con un 82%, de todas las registradas en el banco de datos dependiente de la Dirección General del Medio Natural del Gobierno de Canarias. Asimismo, todas las especies de reptiles de Canarias, a excepción de una, se consideran endémicas.

Tenerife es la isla con mayor cantidad de especies terrestres (10.643) y Gran Canaria es la que cuenta con mayor proporción de endemismos canarios e insulares (27,4% y 14,4%, respectivamente). En Tenerife están, además, 74 de los 99 géneros endémicos de la fauna invertebrada de Canarias y 17 de los 22 géneros endémicos de la flora.

Las especies en Canarias se distribuyen desde la misma orilla del mar hasta las cumbres más elevadas, aunque las zonas de mayor diversidad son las medianías, donde se asienta el monte verde húmedo de la laurisilva.

La auténtica biodiversidad de una región es la que se compone de especies nativas, que son aquellas que se han generado o han llegado por medios naturales a una zona sin que haya mediado la acción directa o indirecta del hombre. En la actualidad, en Canarias hay 11.628 especies nativas, cifra que representa el 90% de los taxones contabilizados en el Archipiélago.

Los conservacionistas denominan a los lugares que tienen una gran cantidad de especies y que, además están sometidos a importantes amenazas por la acción del hombre, como puntos calientes de biodiversidad.

Canarias forma parte de la región bioclimática del Mediterráneo, uno de los 25 puntos calientes de biodiversidad que hay en el mundo y donde se han registrado 25.000 especies de flora, la mitad de las cuales es endémica. De todos los lugares que abarca el punto caliente del Mediterráneo son Madeira, seguida de Canarias, las que concentran el mayor número de especies de flora endémicas por unidad de superficie.

Sin embargo, en términos de densidad relativa es La Gomera donde se registra la mayor densidad de flora endémica por 100 kilómetros cuadros de Europa, con un 51,9%, seguida de la isla de El Hierro, con un 46,5% y de La Palma, con un 26%. Estos porcentajes contrastan con los registrados en otras zonas pertenecientes a la región bioclimática del Mediterráneo, como Líbano y Jordania, que tienen un 3,1% y un 1,5%, respectivamente, de especies de flora endémica en una superficie de cien kilómetros cuadrados.

Pero si se tiene en cuenta el número total de especies endémicas, tanto de flora como de fauna, que hay en la Cruz del Carmen, en el Monte de las Mercedes, se deduce que este espacio natural es el punto caliente más rico de la región bioclimática mediterránea, ya que es el lugar de Europa que tiene más especies endémicas en un kilómetro cuadrado. De sus 468 taxones registrados en el Banco de Datos de Biodiversidad de Canarias, la mayoría son invertebrados, seguidos de las plantas y vertebrados.