22 de febrero de 2020
6 de abril de 2010

La Agencia Energética Municipal de Pamplona realiza una auditoría en Mercairuña

El resultado del análisis contribuirá a reducir los gases de efecto invernadero en la ciudad en 2020

PAMPLONA, 6 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Ayuntamiento de Pamplona, a través de la Agencia Energética Municipal, está asesorando a Mercairuña para que esta entidad incorpore buenas prácticas en materia de ahorro y eficiencia energética.

Desde hace unas semanas técnicos de la agencia están recopilando información en las propias instalaciones de los Mercados Centrales de Abastecimiento de Pamplona, más conocidas como Mercairuña, para realizar un estudio exhaustivo de sus 173.854 m2 situados en el Polígono Agustinos de Pamplona. El estudio revisará la eficiencia energética de la instalación, y también de los procesos que se dan en su interior, según explicó el Consistorio en un comunicado.

La labor de la agencia en Mercairuña consiste en una asesoría energética, es decir, un estudio integral de los aspectos técnicos y económicos que afectan directa o indirectamente al consumo de los diferentes tipos de energía de un espacio dedicado al abastecimiento de frutas, verduras, pescado fresco y congelado.

El objetivo final es establecer un conjunto de mejoras con medidas encaminadas al uso racional y que se puedan implantar sin que disminuyan los servicios de Mercairuña, ni en productividad, ni en habitabilidad.

Esta labor de asesoría fue solicitada por Mercairuña al Ayuntamiento de Pamplona y se ha formalizado en un convenio que se podrá renovar de año en año hasta en tres ocasiones. El seguimiento de esta actividad se realizará a través de una comisión paritaria compuesta por cuatro personas. El trabajo de 'consultoría' de la Agencia Energética Municipal se enmarca dentro del 'Pacto de Alcaldes', del que Pamplona es ciudad signataria, y bajo el objetivo común de reducir los gases de efecto invernadero en la ciudad, en al menos un 20%, para 2020.

Los técnicos de la Agencia Energética Municipal de Pamplona están recabando facturas eléctricas y de otros combustibles (mínimo el histórico completo del último año) e inventariando los principales equipos consumidores de energía de las instalaciones, así como preparando entrevistas con los usuarios.

A partir de ahí, en los próximos meses, se analizarán los consumos energéticos, datos de climatización e iluminación, consumos de equipos de oficina etc. También se estudiarán los hábitos de uso de los equipos y se realizarán mediciones de parámetros energéticos sobre el terreno.

Tras el trabajo de campo los especialistas harán un análisis exhaustivo de la información recopilara, del que la agencia podrá extraer conclusiones generales y presentárselas a Mercairuña.

A partir de ahí la entidad auditada deberá tratar de ponerlas en marcha incorporando a sus instalaciones medidas que ahorren energía y agua, y criterios de sostenibilidad en los procesos de contratación de bienes y servicios y compra de equipos y materiales; además, deberá buscar el máximo de reutilización y reciclaje de los recursos de los que disponga e intervenir en los procesos de trabajo de sus empleados buscando la implantación de buenas prácticas.