10 de julio de 2020
29 de mayo de 2020

Las bibliotecas de Pamplona reabrirán sus puertas a partir del lunes mediante cita previa para el préstamo de libros

Las bibliotecas de Pamplona reabrirán sus puertas a partir del lunes mediante cita previa para el préstamo de libros
Las bibliotecas continúan cerradas en el primer día en el que se permite la salida de niños en el relajamiento de las medidas de confinamiento marcadas por el Gobierno de España durante el Estado de Alarma - EDUARDO SANZ / EUROPA PRESS - ARCHIVO

PAMPLONA, 29 May. (EUROPA PRESS) -

Las bibliotecas públicas de Pamplona abrirán sus puertas a partir del próximo lunes, 1 de junio, mediante cita previa, para el servicio de préstamo de libros y documentos.

Las devoluciones ya se podían realizar desde el 25 de mayo, quedando los elementos devueltos en cuarentena durante 14 días para asegurar que se ponen de nuevo a disposición del público con todas las garantías de higiene.

Para los préstamos es necesario solicitar cita previa por teléfono, correo electrónico o a través de Absys. En esta fase del estado de alarma aún no se permite el libre acceso a las salas y las estanterías de la biblioteca.

El plan para la transición hacia una nueva normalidad en su anexo II plantea la circulación y acceso a estas zonas a partir de la fase III "siempre y cuando se puedan garantizar las condiciones de seguridad". Así, hasta ese momento no se pueden prestar los servicios de lectura y estudio en sala, lectura de prensa diaria y revistas, uso de los ordenadores para el acceso a internet y para la consulta del catálogo (OPAC) y actividades presenciales (clubes de lectura, cuentacuentos, etc.).

En concreto, las bibliotecas públicas que abrirán sus puertas en Pamplona a partir de lunes con este nuevo sistema serán las de Txantrea, Iturrama, Mendillorri, Milagrosa, San Francisco, San Jorge, San Pedro y Yamaguchi. La de Etxabacoitz permanecerá cerrada hasta que no se produzca la incorporación de nuevo personal ante la vacante de su titular, ha explicado el Consistorio pamplonés en una nota.

Para adecuar las bibliotecas a la nueva situación, el personal ha estado trabajando en la definición de medidas preventivas junto con los servicios de prevención del Gobierno de Navarra y el Ayuntamiento de Pamplona. Así se quiere garantizar la seguridad del personal bibliotecario y de las personas usuarias.

En este sentido, se han acondicionado los espacios realizando las tareas de limpieza y desinfección y se han adoptado medidas de protección a través de la instalación de mamparas y distribuidores de hidrogel y de otro material de protección individual (mascarillas, gel desinfectante y guantes). Asimismo, se han organizado las entradas y salidas para evitar problemas de coincidencia y acumulaciones de personal.

Para leer más