22 de octubre de 2019
  • Lunes, 21 de Octubre
  • 7 de enero de 2009

    MADRID.-Valdemorillo.- Aguirre inaugura la escuela infantil 'Las Meninas' que contará con 115 plazas para niños de 0 a 3 años

    VALDEMORILLO, 7 Ene. (EUROPA PRESS) -

    La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, inauguró hoy la escuela infantil 'Las Meninas', en Valdemorillo, que contará con 115 plazas para niños de 0 a 3 años, por lo que la localidad madrileña tendrá este año una oferta de más de 250 plazas para los más pequeños que se encuentran en este ciclo que no es obligatorio.

    Aguirre, que estuvo acompañada del consejero de Presidencia, Justicia e Interior, Francisco Granados; la consejera de Educación, Lucía Figar; y la alcaldesa de Valdemorillo, Pilar López, explicó que la construcción de esta escuela se ha podido llevar a cabo gracias a la inversión del Plan Regional de Inversiones y Servicios (Prisma) de 2006-2007, que ha supuesto un coste de 1,3 millones de euros.

    Clase por clase, la presidenta compartió momentos divertidos y tiernos con los niños que hoy volvían a la escuela después de estar casi dos semanas de vacaciones y recibir ayer a los Reyes Magos. Sorprendidos por los focos de las cámaras, los pequeños jugaron con Aguirre, quien en varias ocasiones se atrevió a cogerlos en brazos o trastear con ellos en el mismo suelo.

    La nueva escuela infantil es de titularidad municipal, está ubicada en una parcela de 3.888 metros cuadrados y levantada en un edificio de 960 metros cuadrados, por lo que los pequeños tienen grandes espacios en el exterior para disfrutar de la hora del recreo y del tiempo libre.

    Dispone de ocho aulas (dos para niños de 0 a 1 año, cuatro para los de 1 a 2 años, y otras dos para los más mayores), además de salas de logopeda y educación especial, dormitorios, salón de usos múltiples, salas de profesores, cocina y otras dependencias de apoyo como la biberonería.

    Según explicó la alcaldesa del municipio, Pilar López, la gestión de la escuela es a través de una concesión administrativa, "una gestión indirecta, por lo que las plazas son subvencionadas por la Comunidad de Madrid y por el Ayuntamiento de Valdemorillo". De esta manera, los padres "consiguen que el precio final de la matrícula de sus hijos, como la cuota de escolaridad o el comedor, sea subvencionada por la Comunidad de Madrid", añadió.

    "Se ha cambiado la fórmula y ahora es a través de convenios y no a través del sistema de módulos como era antes porque es mucho mejor para los padres", aseguró la primer edil que tuvo palabras de reconocimiento a la empresa encargada de gestionar las funciones educativas, Chiquitín Centros Propios, que empieza con una concesión de 10 años.

    López aprovechó la ocasión para pedir al Gobierno regional que agilice los trámites para construir un colegio de Educación Primaria --ya tienen los suelos para llevar a cabo el proyecto-- y expresamente se dirigió a Granados para pedirle "celeridad" en el procedimiento de trámite del próximo Plan Prisma que Valdemorillo destinará a rehabilitar el casco histórico.

    LAPSUS DE NÚMEROS

    Esta escuela es un ejemplo de cómo los ayuntamientos madrileños utilizan el dinero del Plan Prisma para llevar a cabo infraestructuras que consideran "importantes y necesarias para sus ciudadanos", indicó la presidenta de la Comunidad, quien recordó que dicho programa pretende mejorar la calidad de vida de los municipios de la región dotándolos de equipamientos culturales, educativos, sociales, urbanos y medioambientales

    Así, se refirió al nuevo Plan, que abarca cuatro años y que está dotado con más de 700 millones de euros. En este momento, la presidenta quiso explicar el equivalente en pesetas de esta cantidad, cuando ninguno de los allí presentes pudo decir de forma aproximadamente dicho montante.

    Ante la duda, Aguirre acudió al consejero de Presidencia al que calificó de su "asesor financiero", que en un primer momento, no supo contestar. Entre risas, la presidenta madrileña recalcó que no era la única que no sabía hacer la equivalencia, aunque finalmente calculando llegó a la conclusión de que eran más de 116.600 millones de pesetas.

    "Hasta eso llego yo", ironizó Aguirre, al tiempo que indicó que había preguntado a Granados porque creía que lo sabía. "Yo creía que tú, en fin,... ¿no te dedicabas a las finanzas en tu vida anterior", añadió, a la vez que explicó, en un ambiente postvacacional, que el actual consejero de Presidencia, antes de tener este cargo y de ser alcalde de Valdemoro, "se dedicaba a las finanzas, por lo que (este cálculo) tendría que ser una operación sencilla".