10 de abril de 2020
18 de diciembre de 2008

(Resumen) Bolonia.- Cientos de universitarios protestan por Barcelona y su corona por los expulsados de la UAB y el Plan

Los rectores y la Generalitat proponen la Mesa Nacional para la Universidad Pública

BARCELONA, 18 Dic. (EUROPA PRESS) -

Centenares de universitarios catalanes se manifestaron este mediodía por Barcelona y su área metropolitana para protestar por la aplicación del Plan de Bolonia y los seis estudiantes expulsados por la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB) tras dejar heridos a dos guardias de seguridad.

Los estudiantes respondieron así al anuncio ayer por parte del rector de la UAB, Lluís Ferrer, de expulsar a seis alumnos y sancionar con amonestaciones a otros 22. Además, 15 de ellos pasan por un proceso penal tras la denuncia de oficio del hospital en el que ingresaron a los guardias heridos.

En una acción coordinada entre la UB y la UAB, los estudiantes llevaron a cabo cinco manifestaciones --tres en Barcelona y dos en Cerdanyola del Vallès (Barcelona)-- que lograron causar importantes problemas de tráfico durante casi tres horas en la ciudad, en sus accesos y en la AP-7.

En la AP-7 los estudiantes cortaron sobre las 12 horas ambos sentidos de la circulación a la altura de Terrassa (Barcelona) durante unos 40 minutos e hicieron lo mismo en la B-30 en sentido Tarragona. Los enlaces a la C-58 desde la AP-7 también resultaron afectados a su paso por Badia del Vallès (Barcelona).

Cortaron la avenida Diagonal a la altura de la zona universitaria, por donde desfilaron durante dos horas, paralización que afectó a la B-23 desde Sant Joan Despí (Barcelona). En el campus Mundet, los estudiantes interrumpieron durante algunos minutos la circulación en el Túnel de la Rovira, una de las salidas de la Ronda de Dalt (Barcelona).

Cortaron durante casi una hora la Gran Via entre Urgell y Passeig de Gràcia, mientras simulaban realizar una clase contra Bolonia en medio de la calle con bancos y pizarras que extrajeron del Edificio Histórico de la Universitat de Barcelona (UB).

SOPESAN QUEDARSE A DORMIR EN EL COMISIONADO

Esta manifestación acabó en las puertas del comisionado de Universidades e Investigación, allí unos cien estudiantes --50 según el comisionado-- se agruparon en el rellano del edificio, en el que continúan encerrados. Ahora, los estudiantes celebran una asamblea para decidir si quedarse a dormir en el rellano del comisionado de Universidades.

Un miembro de la comisión de comunicación de la Coordinadora de Asambleas de Estudiantes (CAE), Pere Duran, explicó a Europa Press que en el comisionado pudieron reunirse con "el segundo de a bordo", quien les habló de "las tonterías de siempre". Por ello, Duran reclamó que se les reciba a dialogar "en igualdad de condiciones porque un diálogo con expulsión no es un diálogo".

Los lemas de las distintas manifestaciones pasaron por pedir la readmisión de los expulsados, la paralización del Plan de Bolonia y la dimisión del conseller de Innovación, Universidades y Empresa, Josep Huguet.

MESA NACIONAL Y UN MES DE PROTESTAS

En el mismo momento de las protestas, los rectores de las universidades catalanas presentaban ante la prensa su propuesta de resolución del conflicto, del que hoy se cumplió un mes de su inicio: la Mesa Nacional para la Universidad Pública.

La comisionada de Universidades y el presidente de la Asociación Catalana de Universidades Públicas (ACUP), Josep Joan Moreso, acompañado además por el rector de la Autònoma, LLuís Ferrer, el rector de la UB, Dídac Ramírez, y la rectora de la de Girona (UdG), Ana María Geli, anunciaron que la mesa se estrenará en enero y servirá para tratar "los cambios que deben afrontar las universidades" con especial participación de los estudiantes.

Para el rector de la UAB, "todavía hay bastante espacio de cosas que se pueden hacer respecto a Bolonia". Matizó que la mesa podrá debatir sobre la creación de itinerarios, facilidades para que los estudiantes compaginen estudios y trabajo, las vías lentas, o las becas y ayudas. "Es una tarea que está por construir, todo está por hacer", afirmó Ferrer. A lo que Palmada apuntó que los planes de estudio prevén la posibilidad de introducir modificaciones: "No estamos ante un escenario absolutamente cerrado".

Las tres reivindicaciones de los estudiantes durante este mes de ocupaciones pasaron por la exigencia de retirar los expedientes a estudiantes de la UAB, la paralización del Plan de Bolonia y la celebración de un referéndum vinculante en las universidades catalanas sobre la aplicación del EEES. La Generalitat y los rectores recordaron hoy que, a pesar de la convocatoria de la mesa, no cederán en ninguno de estos tres puntos.

"Estamos impartiendo con normalidad los grados en curso, no estamos planteando en ningún caso la parada del proceso", advirtió la comisionada, quien apuntó que la mesa servirá para establecer las condiciones para el despliegue "exitoso" de Bolonia.

El referéndum parece no ser una de las opciones que escogerán los rectores para preguntar a los alumnos sobre Bolonia. "Hay muchos tipos de consultas, y cada universidad deberá concretar la suya, pero la palabra 'referéndum' no apareció en el comunicado del Consejo Interuniversitario de Catalunya", avisó. "Primero hay que abrir un proceso de debate, de cuales son las preguntas a hacer en las consultas. Pero hay voluntad de coordinar el proceso a nivel nacional", explicó.

Respecto a los expedientes, la UAB no los puede retirar, pero, en todo caso, existe la posibilidad de presentar un recurso contencioso-administrativo ante los tribunales. "Es un caso de seis estudiantes con comportamientos violentos no aceptables, pero hay cierto margen de aplicación", explicó Ferrer.

DISPUESTOS A DIALOGAR

Los estudiantes de la Universitat de Barcelona (UB) están dispuestos a dialogar con los rectores y la Generalitat. "Hablaremos de ello seguro, y con ganas. Somos los primeros que queremos terminar la carrera", dijo Duran.

"Hablaremos de todo lo que sea paralizar el proceso por la vía del diálogo", concretó. Los estudiantes avisaron de que no se irán de vacaciones de Navidad, ya que permanecerán cerrados durante estas fiestas en el Edificio Histórico de la UB "estudiando y trabajando", y con el fin de "organizar una respuesta el máximo de eficiente" a los rectores. "Desde abril hasta junio habrá una huelga total en casi todas las facultades, la gente se está empezando a cabrear", avisó Duran.

A la tanda de ocupaciones se sumó anoche la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Industrial de Barcelona, adscrita a la Universitat Politècnica de Catalunya (UPC), mientras a lo largo de esta tarde los alumnos de la UdG y de la UdL desocuparon la Facultad de Educación y el rectorado, respectivamente.

En la UAB los estudiantes desocuparon a lo largo de esta semana cinco de las seis facultades que ocupaban, por lo que sólo permanecen en la de Letras --en símbolo de protesta por los expedientados-- y en el rectorado.

En la UB se mantienen las ocupaciones del Edificio Histórico, Biología, Física y Campus Mundet, mientas que Sociología e Industriales se desocuparon anoche, según Duran.